Posts etiquetados ‘corrupción’

Doctora cubana haciendo autostop en una calle de La Habana. (Foto: Raquel Pérez)

Por: Fernando Ravsberg

En Cuba hay dos formas de hacer las cosas: la fácil y la de la burocracia. Por muy positiva que sea una ley, los burócratas siempre sabrán cómo convertirla en un espeso pantano del cual solo se puede salir si se cuenta con su ayuda, nada desinteresada, por cierto.

El gobierno aprobó el pasado año la compraventa de automóviles, pero estableció 3 categorías de ciudadanos: los que tienen derecho a comprar un 0 km, los que solo deben aspirar uno de los usados en las empresas de alquiler y los que únicamente podrán adquirirlo de otro cubano.

A un trompetista de un grupo de salsa se le da derecho a comprar uno nuevo pero un campesino, de los que trabajan el día entero bajo el sol, solo puede comprar el auto viejo de otro cubano. Igual que le ocurre a los médicos aunque hayan ganado sus dólares salvando vidas en la selva africana.

No había que ser Nostradamus para adivinar que con semejante entramado de prohibiciones algunos burócratas iban montarse un negocio paralelo.

Y el gobierno les creó un mercado cautivo al entregar más de 2000 cartas de autorización para la compra de automóviles modernos de uso.

El problema surge porque solo sacan a la venta 20 de esos vehículos por semana. Me recordé de un psicólogo cubano que habló en la TV del caos que provoca “la política del embudo”, refiriéndose a los supermercados donde hay 10 cajas cobrando y una sola puerta de salida.

No es raro que aparezca una cola interminable cuando las autoridades crean una demanda decenas de veces mayor que la oferta. Quien tenga hoy el último turno podrá comprar su auto a mediados del año 2014, siempre que nadie se le cuele durante los próximos 2 años.

Si la espera se realizara de cuerpo presente -como ocurre en la panadería o en la bodega- se formaría una cola de unas 7 cuadras. El cálculo no tiene rigor científico, está hecho sobre la base de un ciudadano con un volumen corporal que ocupe no más 50cm de la fila.

Pero no hay que desanimarse, los burócratas pueden sacarlo del pantano. Si Ud. quiere comprar más rápidamente un automóvil “desmovilizado” de las empresas de alquiler bastará con retribuir al empleado que, “a costa de grandes riesgos personales”, le facilitará la operación.

Las tarifas son muy flexibles, van en dependencia de las posibilidades del “cliente” y del precio del automóvil, pero en una compra-venta de autos, en la que casualmente estuve presente, observé que el “agradecimiento” entregado al solícito empleado estatal fue de US$500.

Tomé esta cifra como promedio, la multipliqué por los automóviles que venden cada semana y descubrí que estos personajes se embolsan más de US$40.000 al mes, un sobre sueldo nada despreciable aunque tengan que repartirlo con sus jefes y demás compañeros de faena.

Lo malo es que este dinero no sale del bolsillo de ningún millonario ni de personas acaudaladas. Proviene de los cubanos de a pie que trabajaron en el exterior, lejos de sus familias, reduciendo sus gastos al mínimo para ahorrar cada centavo y adquirir “el carrito” de sus sueños.

En este caso, la corrupción la facilita el propio Estado al pretender ejercer un control sobre los ciudadanos en temas que deberían ser competencia de cada individuo. Paradójicamente, es en esos momentos cuando la gente inventa las mejores trampas para eludir la vigilancia.

Porque en realidad el Estado es una abstracción representada en la práctica por funcionarios de diferente rango, capacidad y ética. No dudo que entre ellos haya algunos verdaderamente virtuosos, pero conozco a otros que venderían a su abuela si lograran sacar una buena “comisión”.

Es cierto que no podemos vivir sin ellos pero tenemos la posibilidad de cortarles las alas limitando su capacidad discrecional, su poder de decidir sobre el ciudadano. Claro que eso solo se logra si las instituciones del Estado están también dispuestas a relajar su control sobre la sociedad.

Para los no cubanos es casi imposible comprender la relación Estado-automóvil-ciudadano pero percibo que es un tema muy sensible, tanto que le costó el cargo a un ministro cuando quiso renovar el parque permitiendo la importación de autos modernos a cambio de entregar el viejo.

Resulta un misterio la amplitud de la ley para la compraventa de casas y las prohibiciones que tiene la de automóviles. Estos siguen siendo una especie de premio mayor reservado para los elegidos y, sin lugar a dudas, se han convertido en el sello de clase más visible que existe en Cuba.

Sería interesante oír la explicación sobre cuáles son problemas económicos, ideológicos, políticos o de seguridad que habría si eliminan las restricciones al comercio de automóviles y el ciudadano puede comprar su “carrito” sin tener que soportar que lo desangren los empleados-parásitos del Estado.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Publicado en La Joven Cuba

El reconocido bloguero cubano Yohandry Fontana ha publicado hoy una información sobre la situación actual del cable de fibra óptica contratado hace ya más de un año con Venezuela, donde con una simple lectura el más tonto de los lectores se puede percatar de que la pelota sigue acá en nuestra cancha, y que ese hermano país está libre de responsabilidades en cuanto a Internet libre para todos los cubanos se trata.

Según refiere una información de la AVN, en el día de ayer el ministro del Poder Popular para la Ciencia, Tecnología e Innovación de Venezuela, Jorge Arreaza, “reiteró que el cable submarino de fibra óptica que enlaza a Venezuela con la República de Cuba está operativo”, lo que nos hace indignarnos aún más ya que supuestamente desde julio del pasado año ya deberíamos haber comenzado a explotar este servicio.

Lo peor de todo es la falta de transparencia de las autoridades cubanas, pues en la calle se escuchan rumores de todos tipos, que si corrupción institucional, que si mala inversión, que si desvío de millones a cuentas fantasmas, o destituciones en los más altos niveles, pero lo cierto es que los cubanos seguimos desinformados sobre lo que realmente está sucediendo, y tanto silencio preocupa, pues a su vez hace cómplice a las autoridades pertinentes de lo mal hecho.

Es preciso aclarar que muchos cubanos que hoy tenemos un limitado acceso a las redes, no cejaremos en el intento de exigir a quien corresponda la debida trasparencia que se debe tener en estos casos, pues TAMBIÉN SE HACE NECESARIO RECORDAR QUE ES EL DINERO DEL PUEBLO EL QUE ESTÁ EN JUEGO, Y UN PAÍS QUE TANTO SE VANAGLORIA COMO LO HACE CUBA, NO PUEDE DARSE EL LUJO DE JUGAR ASÍ CON SUS CIUDADANOS.

Seguro estoy que, de haber sucedido lo peor, una vez más sabremos entender y asumir las consecuencias, a fin de cuentas ya estamos acostumbrados a eso, pero lo que sí NECESITAMOS ES SABER QUÉ ES LO QUE REALMENTE SUCEDE por boca de las autoridades cubanas, y no por un ministro venezolano que no representa el decir y sentir de este pueblo. !VERGUENZA NOS DEBERÍA DAR!

En twitter ya se creó el hashtag www.twitter.com/#exijoinformación, una nueva tribuna para el debate y la reflexión sobre el tema.

Esperamos atentos a que Cuba reflexione sobre lo que realmente debe y tiene que reflexionar…

Carlos Alberto Pérez
“La Chiringa de Cuba”

Las autoridades cubanas convocaron a una audiencia judicial con el propósito de liquidar las propiedades del empresario chileno Max Marambio, condenado en ausencia a 20 años de cárcel bajo cargos de corrupción y perjuicio a la actividad económica en la isla.

El Tribunal Provincial de La Habana citó a una vista el próximo 30 de julio "para analizar la modificación de las medidas cautelares" impuestas a la sociedad mercantil Ingelco S.A., en el 2011, según un aviso publicado en la Gaceta Oficial.

El aviso fue emitido por la Sala de lo Económico del tribunal habanero el 1ro. de marzo y publicado en la edición extraordinaria de la Gaceta Oficial el pasado 27 de marzo.

El tribunal emplaza a Ingelco S.A. para que se persone y conteste la demanda interpuesta en un plazo de 60 días. De no hacerlo, "se le tendrá por conforme con los hechos de la demanda, sin necesidad de la práctica de pruebas", agrega el comunicado judicial.

(más…)

imagesPor Alejandro Cruz

¡Gracias a Dios que ya no esta en manos del agente aduanal decidir a discreción con qué fines se importa un artículo…pero seguimos con los decomisos.

Hoy ya está regulado en la Resolución No. 320/11 y 321/11 de la Aduana General de la República, la cantidad de productos que se pueden entrar al país, definiendo el  uso de los mismos.

Nuestro país tiene una serie de dificultades para  importar disímiles productos,  tanto por financiamiento como por cuestiones altamente conocidas,  quedando muchos en un período determinado fuera de la cartera de compra.

Yo me pregunto ¿por qué decomisar  los productos a las personas naturales que entran al país? Si  llegan con este por vía legal,  no sería mejor cobrar un impuesto y con esto dar margen a la comercialización interna del mismo y así

(más…)

Por Carlos Alberto Pérez Benítez
Recientemente acaban de terminar las competiciones más importantes del fútbol europeo, un fenómeno mediático internacional que acapara cada año la atención de millones de fanáticos en los rincones más remotos del planeta. Cuba afortunadamente, desde hace algún tiempo ya dejó de ser la excepción en el disfrute de este maravilloso deporte, aunque haciéndole honor a la verdad, me parece que a pesar de los avances en este sentido, para el cubano de a pie aún las cosas continúan siendo un tanto complicadas. Y con esto me quisiera referir a las consecuencias que desgraciadamente se derivan de absurdas prohibiciones como la de la televisión por cable a ciudadanos comunes, y por supuesto, al limitado acceso a Internet que aún prevalece en la isla, dos elementos que en materia de actualización futbolística (por seguir enfocado y no hablar de otros temas) nos colocan una vez más al borde de los límites de la diferencia con el resto del mundo.
La cuestión es que si las autoridades deportivas, los medios de prensa, y en particular la televisión han comenzado a fomentar el gusto en la población cubana por este deporte, un mérito que si bien llegó tardío aplaudo como al mejor de los discursos, casi siempre es a cuenta gotas que recibimos los resultados de los partidos y el desenlace de calendarios de las diferentes Ligas, razones que me llevan a pensar que “ese gran esfuerzo de los medios nacionales” por acercarnos al acontecer futbolístico internacional, en un final no resulta más que un manipulado maquillaje mediático que irremediablemente sigue poniendo a nuestra prensa y autoridades deportivas en la punta de la picota. Fatídicos protagonistas (junto a muchos otros), de la triste historia del más universal de los deportes en un país que tanto lo aclama y mucho más lo necesita. (más…)