Propuestas concretas contra la violencia simbólica

Publicado: 8 diciembre, 2011 en diversidad sexual

image Por Marta María Ramírez
Acciones precisas contra la violencia simbólica en nuestros medios de comunicación, fue el pronunciamiento unánime de las personas asistentes al taller nacional Promoviendo buenas prácticas, a propósito de la Jornada Nacional por la No Violencia contra la Mujer.

Hay que “aprobar una ley de medios de comunicación, que no existe, en la que se incluya explícitamente que no se pueden elaborar productos comunicativos peyorativos hacia hombres ni mujeres”.

Por otra parte, se asumió la necesidad de generar programas en los medios de comunicación o en otros espacios, que aporten a la representación inclusiva de los seres humanos.

Además, coincidieron en la importancia de convocar a este tipo de espacios a personas decisoras de los medios de comunicación nacionales.

Las propuestas fueron hechas por la directora de la Editorial de la Mujer, de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) y experta en género, Isabel Moya, en el taller, organizado por la FMC y el Grupo de Reflexión y Solidaridad Oscar Arnulfo Romero (OAR), el pasado 6 de diciembre.

“La violencia simbólica es muy desgarradora porque el poder es ejercido desde la manipulación, desde la seducción”, dijo Moya, que reconoció que este tipo de violencia es hoy “su foco delirante”.

La experta ha trabajado los estereotipos sexistas y la violencia simbólica en la publicidad y en el video clip cubano.

El video clip cubano, de la censura al debate

Este tipo de audiovisual vive su mayor polémica en la isla, tras la censura, en un programa de la televisión estatal, del material audiovisual que promociona el tema Chupi Chupi, del reguetonero Osmany García.

El video había sido divulgado en la televisión nacional hasta que en el espacio televisivo Mesa Redonda Informativa del 3 de noviembre, dedicado a los desafíos de la cultura cubana actual, el ministro del ramo, Abel Prieto, y del presidente del Instituto Cubano de la Música (ICM), Orlando Vistel, emitieron sendas críticas sobre la divulgación de algunos temas y videos musicales.

El ministro de Cultura, propuso a los medios de comunicación una menor difusión de los productos de este tipo. Según Prieto, “el alma de la nación es lo que está en juego si nos equivocamos en términos de política cultural”.

Por su parte, Vistel se opuso a las letras de algunas canciones, entre las que señaló abiertamente a Chupi Chupi y calificó de “horrible ejemplo”. Para el presidente del ICM esta “se coló por una fisura”, porque la disquera estatal Egrem había desaprobado su producción.

El material, además, fue retirado de la final de los Premios Lucas, concurso del video clip cubano, cuyos premios se entregaron recientemente, con la presencia de Osmany García en el elenco del espectáculo.

Aunque ambas decisiones no parecen estar relacionadas únicamente con el contenido abiertamente misógino de la canción y el videoclip, es la primera vez que los medios cubanos reaccionan, ante un hecho de este tipo, con la reprobación abierta.

En julio de este año, la Comisión parlamentaria de atención a la juventud, la niñez y la igualdad de derecho de la mujer analizó el tema, a partir de letras de canciones que muestran imágenes distorsionadas de la mujer y promueven la violencia de género.

Pero, en un correo electrónico circulado en Cuba, el reguetonero Osmany García aseguró que la opinión del ministro de Cultura, fue el motivo de la salida su material promocional de Premios Lucas.

Este debate, que llegó al diario Granma, órgano oficial de Partido Comunista de Cuba, ha servido para motivar el análisis en varios espacios de la campaña contra la violencia de género en Cuba, que tiene lugar en Cuba, desde el 25 de noviembre.

Censurar o sensibilizar

Durante el taller nacional Promoviendo buenas prácticas, Moya insistió en la urgencia de involucrar a personas decisoras para su sensibilización en temas de género.

“Hay muchas periodistas e investigadoras de los medios que están comprometidas y hacen desde su espacio todo lo que pueden. Sin embargo, cuando el directivo no está convencido, quita hoy el Chupi Chupi, pero mañana pone otro, porque no tiene un criterio de selección”, alertó la experta.

Cuba tiene, desde 1997, un Plan de Acción Nacional de Seguimiento a la Conferencia de Beijing que incluye 10 incisos sobre la mujer en los medios de comunicación.

“La política pública está. Pero las personas de los medios desconocen este plan”, reconoció Moya.

Mientras, Mayda Álvarez, directora del Centro de Estudios de la Mujer, asegura que “la desigualdad en las relaciones de poder y de género hacen que la violencia se haga más visible y se apropie de espacios en los que antes no la teníamos, como los medios”.

Para la coordinadora residente de NNUU, Barbara Pesce-Monteiro “mucho pasa por los estereotipos que se transmiten en los medios”.

Hay un tema de masculinidades tras esto y hay que enseñar a los hombres que serlo no significa ser ‘macho’, sino alguien que respeta a su pareja, a las mujeres, que las valora, que las trata como ser humano igual. Los medios tienen que ayudar a que no sigamos reproduciendo algunos estereotipos”, precisó Pesce-Monteiro.

La coordinadora residente recordó la polémica suscitada por la telenovela cubana Bajo el mismo sol, sobre la violación en el matrimonio, e insistió en que ese es el papel de los medios de comunicación en todo el mundo, porque hay que “condenar, visualizar, documentar y seguir sumando buenas prácticas”.

En este sentido, Norma Vasallo, presidenta de la Cátedra de la Mujer de Universidad de La Habana, advirtió que “los niños y adolescente pasan más tiempo con los medios de comunicación que con su familia, por lo que la importancia de estos se ha multiplicado”.

Vasallo subrayó que “a los artistas no se le puede poner una camisa de fuerza. No podemos decirles: esto lo dices y esto no. Lo primero es que estén sensibilizados y, cuando lo estén, su inspiración irá por el camino que debe ir”.

Este trabajo de sensibilización con artistas ha sido una de las líneas de trabajo de la Campaña Yo digo no a la violencia contra la mujer, impulsada por el Sistema de NNUU en Cuba, con el auspicio de ONUMujeres y la Campaña latinoamericana y global para prevenir la violencia contra las mujeres, lanzada por el Secretario General de NNUU, Ban Ki-moon. 

Vasallo agregó el papel informativo de los medios porque muchas personas “no conocen ni siquiera las modificaciones al Código penal, relacionadas con la violencia de género. Si no conocen ese derecho no se hace uso de él y este es otro espacio a conquistar en los medios de comunicación”.

Por otra parte, la academia y las personas encargadas de la política cultural cubana han insistido en la necesidad de formar audiencias críticas.

“Nosotros tenemos que formar ese receptor crítico, capaz de consumir cultura críticamente. Esa es una de las grandes prioridades en cualquier tipo de empeño cultural que nos propongamos”, aseguró el ministro de Cultura, en la clausura del Taller Internacional sobre redes sociales, el pasado 30 de noviembre.

comentarios
  1. No otra cosa que falta de pudor, verguenza y dignidad demuestran las actitudes de ciertos mensajeros de nuevas cláusulas seculares de coerción a la libertad de expresión y de cerrajeros mal pagados que aprovechan cualquier intersticio que brinda la comunicación a la mayoría, para realizar esfuerzos que se convierten en normas legales y administrativas para coartar esa inigualable necesidad del ser humano de expresar sus sentimientos.
    Estos cancerberos del superdepartamento de la propaganda ideológica del régimen castrista, saben que cualquier oportunidad es buena para promover estas cadenas al pensamiento, pero mejor una como la recién concluida para convertir en tsunami esa pequeña “olita” de represión indirecta y por eso la emplean sin ambagues.
    Al final de la lectura del spot solo hallo tristeza generada en mi alma por tales manejos y porque continúan abundando estos sabuesos ideológico-oportunistas que muerden a los miembros de su propia manada. Abrumado por tales actos nefastos e indignos, sólo me resta esperar que la salud me acompañe y observar el arrepentimiento de estos descarriados.

  2. Incluso el Centro de Estudios Sociales y Sociales, CELS, partidario del gobierno, envió una adhesión, aunque no participó de la marcha.

  3. Una vez más intenta lograr el control de aquellos medios de comunicación que considera fundamentales para la difusión de su propaganda.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s