La esquina del invitado

Finalmente La Chiringa de Cuba abre sus puertas a “La esquina del invitado”, un espacio añorado por el editor de este blog desde hacía mucho tiempo y que gracias a talentosos amigos hoy por primera vez se echará en pleno vuelo.

En lo personal, no espero más de este nuevo espacio que lograr en alguna medida una nueva forma de comunicar, de ser portavoz, de descifrar los impensables talentos ocultos de muchísimos cubanos que hasta hoy carecen de oportunidades en los medios o de espacios para dar a conocer sus legítimas obras. Pretendo sea esta, sin temor a equivocarme, la oportunidad de publicación on line de todos aquellos que alguna vez han sido víctimas de la burocracia editorial, de la falta de influencias con determinado poder, de la carencia de recursos financieros para promover sus obras o sencillamente de la falta de esos recursos para sobornar a quien a coste de descubrir nuevos talentos, mancillan el arte y la cultura pertrechados tras la vana extorsión. Sean bienvenidas entonces a esta esquina, la expresión narrativa, la poesía, la pintura, la escultura, la música, el audiovisual, en fin, todas las manifestaciones artísticas que han quedado empolvadas en gavetas o en lugares inhóspitos donde lejos del olvido, aún pueden ser recuperados el virtuosismo y talento del cubano de a pie.

 Carlos Alberto Pérez Benítez

“La Chiringa de Cuba”

 Nota al lector: El que cuente con algún material o conozca a alguien que lo posea y desee que este sea publicado, puede escribir o enviar sus trabajos a chiringadecuba@gmail.com.¡Muchas Gracias!

Urbanidad

Por Leonardo Padura Fuentes

Un hombre, en la azotea de su casa, fuma con la vista perdida en un punto impreciso, lejano, quizás dentro de sí mismo a juzgar por la concentración con que observa. Apenas presta atención al cigarro que consume, absorto en su contemplación o, tal vez, meditaciones. Da una última calada al cigarro y, con gesto preciso, casi elegante, dispara al aire la colilla, propulsándola con sus dedos. La colilla, convertida por este vuelo final en un “cabo de cigarro” va a aterrizar en la terraza de los vecinos, junto a otras dos que ya había lanzado el pensativo fumador de la azotea.

A juzgar por el modo en que el hombre ha lanzado hacia su último destino la colilla del cigarro, se diría que lo ha hecho sin conciencia de su acto. Y tal conclusión sería acertada. El hombre, al subir a la azotea, no pensó por un instante en llevar consigo un cenicero, aunque no habría olvidado nunca sus cigarros y la fosforera. Como mismo lanzó el “cabo” hacia la terraza de los vecinos pudo haberla tirado en su propia azotea, pero como le gusta tanto el gesto de alejar de sí el resto final del cigarro, ha puesto en práctica su bien aceitada habilidad de colocarlo sobre el dedo pulgar y dispararlo con el índice. El hombre, en última instancia, ha actuado mecánica, irreflexiva, espontáneamente al enviar las colillas hacia la terraza de los vecinos: en dos palabras, lo ha hecho sin pensar demasiado y como si no le importara su acto ni sus consecuencias.

Pero el fumador de la azotea no ha estado en realidad tan absorto. Cuando más concentrado parecía estar en sus cavilaciones, de vez en cuando sus pies se han movido rítmicamente y sus labios han reproducido el sonido que, dos casas más allá de la suya, proyecta a todo volumen un reproductor de audio que regala a sus propietarios la melodía (es un decir) de un fañoso reguetón. Esos vecinos, cada día, a cualquier hora encienden el reproductor y disfrutan ostensiblemente de la música (es otro decir) del reguetón de moda. Los fines de semana comienzan la audición bien temprano en la mañana y la terminan ya avanzada la noche. Colocan el audio de su equipo en el máximo volumen que es capaz de emitir, pues así ellos disfrutan mejor del reguetón. Y lo hacen sin conciencia de lo que genera su acto.

Los vecinos del reguetón permanente ya se han acostumbrado a escuchar la música a toda hora y siempre al mayor volumen, y también se han adaptado a vivir respirando el hedor que, dos casas más allá de la suya, expele la cochiquera que otros vecinos construyeron en su patio y que, en verdad, limpian cada vez que pueden, aunque no pueden mucho pues el agua, en esa zona de La Habana, llega a las casas cada cuatro días y su escasez genera los consabidos problemas. En cualquier caso, desde su próspero chiquero esos vecinos regalan a la cuadra la fetidez generada por sus cerdos. Y lo hacen sin importarle demasiado los efectos que provoca su actividad (o inactividad higiénica), pues lo que más les preocupa es el crecimiento de los cerdos que, con su carne y grasa, les garantizan la existencia…

La cadena de desmanes pudiera ser seguida hasta el final de la cuadra, porque otros vecinos barren su casa y lanzan a la acera una basura que incluye deposiciones de sus perros; otro vecino parquea su moto en la misma acera (como están las cosas debe tenerla cerca, no se la vayan a robar) donde, cuando llega el agua, la friega, para tenerla reluciente, como a él le gusta, sin preocuparse por interrumpirle el paso a los transeúntes, menos por hacer correr la mugre y muchísimo menos por haber tirado a la calle la lata de cerveza que, exultante, ha bebido mientras pule su propiedad. Pero todavía hay otro que, como si fuese lo más natural del mundo, saca la basura, ya hediente, cuando acaba de pasar el camión colector; otro, aunque la basura y los cerdos apesten y la música del reguetón casi perfore tímpanos, capaz de colocar en plena acera un sillón de hierro para, en short y sin camisa, tomar la brisa (es un decir) y ver pasar a la gente… La cadena de desmanes, en realidad, no termina allí: cruza la calle lateral, también la frontal, y continúa, con similares o nuevas manifestaciones y se propaga por el barrio, el municipio, la ciudad, el país. Se mueve como una plaga, una pandemia, o peor aún, porque su origen no es un virus o una bacteria, sino algo mucho más intangible pero peligroso: es un estado de ánimo.

No creo, para nada, que Cuba sea el único país del mundo donde se produzcan manifestaciones de falta de urbanidad y respeto a la propiedad, el derecho y la privacidad ajena. Imagino (solo imagino) que algo similar puede ocurrir, digamos (solo digamos) en el devastado y analfabeto Haití, la pobrísima Burundi, o la superpoblada y tuberculosa Bombay. Tampoco pienso que estas actitudes sean nuevas entre nosotros. De alguna manera se practicaron en barrios insalubres y dejados de la mano de Dios, en zonas de alta concentración de personas y por consiguiente, de insultante promiscuidad. Lo que sí creo y pienso es que ese estado de ánimo caracterizado por la indolencia, la falta de conciencia en las consecuencias para los otros de los actos propios, la prevalencia de nuestros problemas (“Lo mío primero”, proclamaba el slogan oficial) y el desprecio por los conflictos y derechos de los otros, se ha entronizado en la vida cubana de un modo que ya ni siquiera calificaría de alarmante. Porque ha pasado a ser natural.

La crisis de los años 1990, durante los cuales la gente en la isla se jugó la supervivencia; el fraccionamiento de los estratos sociales que a partir de entonces comenzó a producirse y no ha dejado de crecer; los consabidos problemas en la educación con el éxodo de viejos y mejor formados maestros; las necesidades económicas permanentes en una ciudadanía que por el resultado de su trabajo obtiene un salario insuficiente para vivir; el quiebre de valores morales antes arraigados, entre otras, son las causas que han permitido, primero, el crecimiento de la marginalidad y, de manera mucho más abarcadora, la indolencia de las actitudes sociales, cotidianas y de convivencia de un porciento creciente de la población.

Si las razones muy concretas antes anotadas tienen un peso enorme en el proceso de generación de estos fenómenos, también habría que anotar como causa de su florecimiento la pérdida de autoridad que se ha vivido. Si bien es cierto que en la esfera política los controles se han mantenido con sus altos niveles de eficiencia, en la social se ha producido una distención en la misma medida en que el Estado no ha sido ni es capaz de garantizarles a los individuos todos los medios necesarios para hacer una vida segura y digna. El quiebre de esta relación introdujo la relajación, y la relajación, el crecimiento de la indolencia a través de la pérdida de las normas más elementales de urbanidad y convivencia que deben imperar en una sociedad que se considere civilizada, gobernada.

Uno de los vecinos de la cuadra de los primeros párrafos, que no lanza colillas, ni cría cerdos, ni agrede oídos con reguetones, ni friega su moto en la acera, más de una vez ha pensado en la alternativa de denunciar a los que incordian física, sonora, olfativamente su privacidad hogareña. Antes probó el recurso del diálogo con sus agresores, y alguna mejora consiguió, aunque debió sufrir la mala cara de los que se consideraban limitados en sus propios derechos (pongo música en mi casa, la acera es libre, vivo de los puercos, le dijeron) y presiente que un nuevo reclamo podría terminar en reacciones desagradables, incluso violentas. Por ello ha pensado en acudir a la única autoridad a su alcance: la policía. (Los hijos del delegado al Poder Popular son adictos al reguetón y también crían cerdos). Pero, luego de haber mostrado el rostro en sus reclamos previos, asume que los denunciados de inmediato sabrán el origen de la queja, y teme por las consecuencias. Además, ¿qué ley regula el mal olor?; ¿cuál es la medida de una música que moleste a otros?… Las perspectivas de la denuncia no parecen promisorias pues, además, supuesto el caso de la intervención policial (la autoridad), ¿qué ocurrirá cuando los agentes se alejen?… La piedra vengadora que le puede quebrar un cristal de una ventana ¿de dónde salió? (El metro cuadrado de cristal nevado anda por los 30 CUC, si lo consigues).

Mientras, el tsunami del fatal estado de ánimo sigue creciendo y propagándose. La muerte de las leyes existentes pero muchas veces no escritas de la urbanidad y la convivencia puede intentar resucitarse con actos punitivos, pero mientras no se llegue a la raíz, cualquier poda será una solución temporal. Y la raíz está en las condiciones de vida de las personas y en la educación.

Las crisis no solo alteran las estructuras de una sociedad. También afectan su salud. Y la sociedad cubana de hoy está enferma de indolencia, pérdida de valores, falta de respeto por el otro y ausencia creciente de urbanidad. Y los desmanes que genera esa insuficiencia siguen creciendo, diría que, lamentablemente, casi indetenibles.

 ((((Cuento))))

 Pino del agua o El nombre.

 -Esta es una historia inspirada en una experiencia real-

Por Rosa R. Cubela

Pino del agua, sí, sí eso mismo ¿qué dónde está? ¡qué sé yo!, lo único que te sé decir es que  bien lejos, y que no puedo desvincular las putas de ese lugar. Nunca nadie podrá imaginarse lo que eso significaba, de solo mencionar PI… ya le entraban a uno escalofríos y hasta cagalera te daba. Si por casualidad una de aquellas putas reivindicadas te llevaba ante un superior o superiora, mejor dicho, porque sola mirabas a una niña, y digo niña pero ya eran mujeres bien formaditas, te mandaban para la corte y de ahí a PI… Uno que estaba entrando en plena pubertad, pues tu sabes el alboroto, pero de eso nada, la beca era peor que una unidad militar. Por lo menos en las unidades militares no habían hembras, pero allí las veía pasar con sus kepis, sus pelos largos, sus medias hasta las rodillas, con sayas hasta las medias, bien planchadas y limpias, porque si una de las putas menos putas, que eran las maestras, por  supuesto reivindicadas, notaba una arruga, pues a la corte y de la corte a PI…no iba nada.

¿Ehhh? Pino del Agua, yo casi casi estuve pero libré, y mal está decirlo, porque no fue una jugada limpia aunque no me lo merecía, pero ahora con el tiempo me doy cuenta de que fue una mierda mía. Cobardía.  Se hablaba de que allí el trabajo era casi forzado y los que regresaban  no querían ni hablar por miedo a que los volvieran a mandar, así que hacían señas y a callar aunque la mayoría terminaba  fuera de la escuela. Se iban y les gritaban ¡rajao! ¡rajao!, pero que carajo, si mis padres me  hubiesen dado la oportunidad con gusto hubiese sido un rajao y no lo que soy ahora. Yo creo que algo tuvo que ver todo eso con la mariconería mía, porque sabes, a veces yo me siento tan hombre como cualquiera y sé cuando una decisión es de hombre y cuando no, pues en aquella época me gustaban las muchachas y había una trigueña pelilarga que me gustaba mucho mucho, y yo a ella. Creo que fue la única mujer que despertó en mí un sentimiento amoroso y sexual, la verdad que  sí,  porque con aquellos uniformes no se sabía si tenían tetas o no, pero su cara era linda, redonda, y de achinados ojos. Por los brazos no se veía muy flaca, pero yo me conformaba solo con la cara, una carita de china linda y buena que me hacía feliz. Me ilusionaba con ella y con sus manos. La veía pasar en la fila para ir al comedor mientras nosotros estábamos sentados al otro lado en  los jardines. Yo me acerqué una vez y le hice un guiño, y ella sonrió tímida como una niña buena, y en eso se acercó una de las reivindicadas y le preguntó de qué se reía. No pude escuchar lo que ella  dijo, pero vi a la fulana como escudriñaba el patio buscando la causa de su risa y  me volví como si conmigo no fuera.

Aún me pregunto, y tengo mucha rabia dentro, ¿a quién carajo se le ocurrió la idea de que unas putas y matronas tuvieran en sus manos la decisión infernal de Pino del Agua?

Ellas disponían del infierno. Ordenaban, mandaban, se hacían las limpias, venían el día del pase, que dicho sea de paso era una vez al mes cuando menos, a veces más, y las muy cabronas apuntaban con el dedo: ¡Esto está sucio! ¡Aquello desordenado! Y no decir nada porque ahí estaba el infierno en la punta de sus dedos. El trabajo forzado, el estigma del mal.  Quedábamos marcados para siempre, no importaba si se era hombre o mujer.

Por otra parte, las únicas degeneradas  no eran ellas. Estaban los padres que con la efervescencia revolucionaria encontraban muy bien todo lo que hacían y decían, y los cambios y los tratos y la muy buena enseñanza que nos daban. Sin darse cuenta, nuestra moral estaba  protegida por unas pobres mujeres que la Revolución había levantado del lodo para convertirlas en nuestras madres protectoras, todo confuso, pues por otro lado mi bisabuela, decía : si fueran por hambre y necesidad todas las mujeres de este tiempo hubieran sido putas. Para eso había que nacer y gustarle además, y llevaba razón en eso, el tiempo me lo demostró. Después aprendí que hay que gustarle ser puta a una mujer para serlo, la que no tiene vocación, ni siquiera fracasa, nunca empieza.

Me fui del camino, te cuento sobre la chinita linda y por qué yo creo que me volví maricón. En el grupo de las hembras tenía algunas primas. Unas habían venido del interior, eran como tres y había otra, la más aristocrática que llevaba tiempo aquí en La Habana, aunque sus raíces eran de tierra adentro. Con esa comemierda no pude contar, pero con las demás sí. El día que permitían visitas nos uníamos algunos familiares y entonces podíamos conversar, claro con mucha discreción. Antes no era como ahora, todo muy medido, pero pude saber que la chinita no tenía novio, eso era lo primero que se preguntaba, que era de la Habana y que estaba dispuesta a recibir una carta mía.  De esa forma nos hicimos novios por telepatía prácticamente, lo único que mediaba eran risas y papeles que tirábamos y recogíamos a escondidas, boberías de esas, jamás nos tocamos un dedo. En los pases su padre la recogía y yo nunca me enteré ni en qué lugar remoto podía quedar su casa, pero era feliz, ella era  mi único aliciente en aquel maldito lugar llamado Siboney, del que mis padres no querían sacarme, ni diciéndoles que me iba a matar, tirar delante de un carro, e incluso envenenar. Y ahí fue cuando mi padre me abofeteo y me dijo que si me iba a matar que me ahorcara, que el veneno era cosa de putas, y yo le respondí:! más putas son las de la escuela!  y lo que vino para encima de mí fue un infierno parecido al de Pino del Agua. Le prohibió a mi madre irme a ver los pocos domingos que se podía y llevarme algo de comida, que casi siempre era leche condensada quemada, que por cierto había que comérsela rápido pues las reivindicadas hacían requisa y si te la encontraban, a la corte sin pase o….ya sabes.

Una noche  se sintió algo fuera de lo normal en la parte de las hembras y hasta muy tarde estuvo la luz de sus casas encendidas. Se podía ver desde nuestros dormitorios pero no escuchábamos nada. Al día siguiente faltaban algunas en la fila  pero no había modo de saber que pasó con ellas. Pasaron los días y los comentarios crecieron, el rumor  como piedra que rueda iba levantando ruido y especulaciones. Se dijeron tantas cosas… que si habían niñas durmiendo juntas, que otras estaban con unos hombres de la calle,  que si a  una  le encontraron cartas sin firmar de un novio, que seguro era hasta contrarrevolucionario y quería hacer sabotaje o que ella le diera información, pues esas cartas tontas sin firmar tenían algún objetivo. Yo oí aquello y me estremecí. Si mi chinita no volvía a pasar en la fila al día siguiente, yo era el contrarrevolucionario, pues verdaderamente nunca firmé los pequeñas notas que  le tiraba al jardín por miedo a que una de ellas la cogiera y me descubriera. El caso es que mi pobre novia las guardaba igual que yo. Me volví a poner frío y el estómago se me juntó con las tripas. Si hacían requicia  en el dormitorio también encontrarían mis notas pequeñas y lindas. Esa fue la suerte, de lo lindas y pequeñas que eran, me dio gusto comérmelas.

De novio pasé a ser, sospechoso. Lo más raro del mundo, solo yo lo sabía. A nadie comentarle aquello que estaba pasando, y ni por la mente me pasó presentarme a salvar a la chinita. De todas formas, ella estaba condenada y yo no era un príncipe azul, aunque lo que si podía ser era que yo parara en “El Príncipe”, por contrarrevolucionario. Me callé, tuve mucho miedo por todo, te juro que en aquella época yo no sabía nada de los hombres ni si me gustaban o no. Eso era una cosa tan absurda que  no puedo saber si mi inclinación comenzó a raíz de este trauma o si estaba escondida y machucada dentro de mí esperando algo para salir, como la muerte de mi  padre en mi plena juventud, o la desaparición de mi chinita.

En el área de los varones también hubo requicia. Allí cogieron unas revistas de mujeres encueras que estaban en el baño y pagamos todos, incluso hasta los que se encontraban de pase, que cuando regresaron estaban sancionados y algunos condenados a Pino del agua, como aquel pobre muchacho que después un día vi de médico en un hospital y me contó, porque todavía yo disimulaba y parecía hombre, lo que pasó con la chinita. La mandaron al campo a trabajar y la cogió el guao, se hinchó tanto que se le reventó  la piel y por entre los dedos de las manos le corría la pus. Se puso muy mal y los cuidados no eran buenos. A escondidas unas de las compañeras le pasó un telegrama a los padres con una cocinera que se dolió de la pobre muchacha. Sus padres se la llevaron. Él me dijo que lo lógico era que se salvara, pero de que iba a quedar con marcas de eso estaba seguro. Yo le pregunté si en la carita aquella linda que tenía también había virulencia de aquella y me dijo que si, que estaba irreconocible. Pero lo peor de todo no era eso, sino que el famoso novio jamás fue a verla y ni siquiera le mandó una nota, por lo que se deducía cierto aquello de que era un contrarrevolucionario. Él pensaba que no, que era un cabrón hijo de puta que la dejó sola en aquello, y yo me decía para adentro si él sospechaba que era yo, pero luego dijo que las pocas hembras que habían allí tampoco conocían quién era el novio.  Una vez alguien dijo que ni ella sabía como se llamaba, así que ni aunque la mataran podía decirlo. Me despedí del médico con las falsas promesas de reunirnos un día y recordar viejos tiempos, mejor dicho, malos tiempos, convulsos, donde el tránsito a una sociedad mejor nos dejó lo amargo de la incomprensión, lo injusto y fiero de un proceso donde nos incluyeron a todos, menos a los que abandonaron el país. Los que nos quedamos hicimos Revolución, gritamos las consignas y nos creímos dueños de lo que no teníamos y nos dieron lo que tampoco era nuestro. Hicimos carrera y seguimos siendo parte de todo, jamás independientes, un engranaje sin fallas, perfecto…

¿Qué cómo se llamaba la única mujer de mi vida? No sé, ella tampoco me lo dijo.

                                                                                                    16/12/2006

(((Cuento)))

ALEJANDRINA, la poza y yo.

      La esperamos

para pellizcarle con nuestras

bocas su cuerpo, porque se fue

un día dejándonos su única flor;

y dicen que hoy viene,

entre muchas y con muchas flores.

 “LOS GUAYACONES”

Por Emelicio Jacinto Vázquez Tamayo

Yo estaba parado aquí mismo en esta piedra grande y vi como Alejandrina se me perdió entre aquella loma y la otra que es por donde se mete el río y por donde coge el camino que ella debió seguir. Pero ya debía ir lejos, porque bien sabía yo que ese caballo era veloz y  porque el miedo que ella llevaba en el pecho se le bajaba aprisa por todo el cuerpo hasta llegarle a las espuelas y que de ahí se le cruzaba para la panza del animal y enseguida se convertía en sangre y carrera.

Ahora me alegro de estar sentado aquí en esta piedra que tiene la mitad dentro del agua, desde donde estoy mirando esos guayacones que se meten por entre el lino verde que parece irse siempre con el agua y está siempre en el mismo lugar. Y me alegro, porque quiero que se ahogue ese otro que está ahí debajo; porque ahora me da por pensar que entre mucha gente habría que repartir la culpa si algo malo le hubiera pasado a Alejandrina. Yo sé que parte de la culpa la tiene ese que está mojado y que tiene sus ojos puestos en los míos. Aunque de todas formas no hubiera tenido  mucho de qué arrepentirme, porque aquí los padres fueron muy malos, se las arreglaban  nada más con doblarles el forro del machete o con hacerles marcas de soga en todo el cuerpo a sus hijos, como le hacía el padre de Alejandrina, que la ponía  a bailar la suiza.

Y después, la contra, era ir por aquel farallón que está más arriba del cafetal grande a buscar un haz de leña; porque allí hay mucho Carbonero y el Carbonero arde muy bien. Y si no, pasarse el día con  un cubo en la cabeza de la casa al río y del río a la casa, subiendo y bajando, subiendo y bajando.

Pero un día, un día su padre pagó bien cara la gracia, porque él, con la hebilla del cinto, sin querer o queriendo, le hizo una herida en la cara, que, por cierto, ahora se le ve muy bien la cicatriz, porque le atraviesa la ceja izquierda y le forma un arquito como si fuera una luna en cuarto menguante. Ella, entonces, le robó la hebilla y me la trajo. Me dijo que la cuidara, porque eso costaba caro y porque era muy vieja, más vieja que el padre de su padre. La hebilla es dorada y tiene un caballito blanco y brillante en el centro, parado en dos patas y haciendo así como un relincho.

Después sí que la cosa se puso mala, porque su padre la anduvo buscando para entrarle a machete y me buscó a mi también  para hacerme lo mismo, pero con más rabia todavía.

Y nada…, aquí estuve sentado en esta piedra que tiene la mitad de su tamaño metida en el agua, frente a la poza donde yo le enseñé a nadar a ella, aquí estuve con este machete bien afilado, porque si él viene con la intensión de cortarme la cabeza para que yo no pueda vivir más, ¡Ah!, entonces si que esta poza se iba a poner roja, mucho más roja que la última vez cuando nos bañamos Alejandrina y yo.

Los dos, entonces, le encontramos más belleza que nunca a la poza, porque estaba transparente y tenía un hilito rojo en el centro que se dejaba llevar por la misma corriente del río…

comentarios
  1. Crónicas: Concertista desconcertado

    xMarcos Jesús Concepción Albala

    CRONICAS… ARGOS: OCTUBRE 16 DE 2010…

    ‘BALSERO CUBANO PIDE DINERO PARA COMER’… Así rezaba una cartulina que un joven, a punto de mediodía, con sol sofocante, levantaba con sus delgados y frágiles brazos sobre su cabeza, mal vestido y con físico cansado, con un característico brillo en la piel por no haberse aseado por varios días, con sus ropas ajadas y sucias y los zapatos rotos…

    Bajando del ‘expressway’ de la 836 en dirección al centro de la Ciudad de Miami, me dirigí hacia la Ave. 27 del SW, y en la esquina de Flagler, me encuentro a este compatriota con su cartel, pidiendo dinero para comer… En Miami balsero es sinónimo de cubano… y es muy común ver en las intersecciones de calles y avenidas concurridas, a estos seres humanos pidiendo limosnas, lo mismo en sillas de ruedas que con muletas o bastones; ancianos y jóvenes, hombres y mujeres, cartelitos en mano con faltas de ortografías, rondando los autos en sus paradas obligatorias, pidiendo comida o dinero, lo mismo en inglés, creole o en español, pero lo que no es común es leer un cartel como el que estaba leyendo en la Ave. 27 del SW y Flagler, en un caluroso mediodía, donde la temperatura rondaba los 100 grados, muy bien escrito y sin faltas de ortografía: ‘BALSERO CUBANO PIDE DINERO PARA COMER’.

    Detuve mi auto en el mismo lugar donde se encontraba mi compatriota con su muy bien presentado cartel. Bajé la ventanilla de mi auto y le pedí que se montara en el asiento de atrás. El balsero como que se frisó, o no lo creía, o tuvo miedo… el balsero no entendía nada de lo que le estaba sucediendo por la mirada que me dirigió. Tuve que repetirle más de tres veces que se montara en el asiento de atrás, pues los impacientes choferes a los que les interrumpía el paso, empezaron a tocar sus ‘bocinas’, y por supuesto, aquello a la vista de los que no sabían lo que estaba ocurriendo, no dudo que llegaran a pensar que era un policía quien conminaba al balsero a no pararse en esa esquina.

    Por fin mi balsero subió al auto, temblando, confuso, no reparó en nada. Yo lo observaba por el espejo retrovisor. Él me miraba fijo. Su enorme cartel casi no cabía en la parte de atrás y el mal olor inundaba el pequeño espacio con aire acondicionado. ¿Cuántas preguntas se habrá hecho mi balsero cuando estaba dentro de mi auto?

    En 1991 fundé la Editora ‘ArgosIs-Internacional’. Entonces un grupo de compañeros colaboraron con la empresa para producir mi primera revista en Miami, ‘Política Criterios de Actualidad’, de la que sólo pude editar dos números. No prosperó por su estructura editorial, pues cometimos el error de publicar las dos versiones políticas que compiten aquí en Miami, una a favor de la Revolución cubana y la otra que sustentan las primeras oleadas de inmigrantes desde los 60s… ‘Boicot’ total… La Editora publicó solamente dos números. Luego salimos al mercado con una segunda revista, ‘Argos Iberoamericana’. En esta sucedió un milagro, pudimos mantenernos en el mercado por 12 meses, doce números, pero con una línea Editorial socialista…

    No olviden que esta historia es desde la Ciudad de Miami, que nombro tal y como aparece en la división/política/administrativa, CIUDAD DE MIAMI. Pero a un sector, a ese que su ‘reloj’ se le detuvo en la muñeca, y que no ha tenido la voluntad de darle cuerda, es la ‘Republica de Miami’. Nosotros, para no quedarnos rezagados en esta equivocada percepción, es decir, el sector de los ‘bonchistas’, la llamamos la ‘Provincia 15’ de la Republica cubana… ¿se imaginan, verdad, lo que es en realidad la Ciudad de Miami?

    Sigamos, pues, con nuestra historia de balsas… y balseros… La Revista ‘Argos Iberoamericana’, de tirada mensual, tenía una Sección titulada ‘El Balsero’. En aquel momento los balseros eran una gran noticia. De ahí que decidimos hacer un cuestionario fijo para las entrevistas que les hacíamos a los balseros recién llegados y un mismo modus operandi. Por ejemplo, cuando los entrevistábamos no publicábamos de inmediato, lo hacíamos unos 3 meses, más o menos, después, si lográbamos localizarlo para hacerle las mismas preguntas. Al cabo de ese tiempo, sus respuestas eran totalmente diferentes. Veamos… y para no dejar a un lado a mi poderoso Balsero de la 27 Ave. del SW y Flagler, les publico aquí algunas de las preguntas (y respuestas que no tuvieron cambios significativos, sólo los necesarios para lograr entender este enredo en que nos encontramos los cubanos de la parte de acá, sobre todo, los de última generación, digamos, a partir del Mariel…)

    – ¿Cómo se vive en Cuba?
    – Primera Respuesta: ‘De madre hermano, de madre… tremenda hambre… tremenda necesidad… nada hay, ni un clavo para guindarse… no se puede ni hablar… nada se puede hacer… todo está controlado por la policía…
    – Segunda Respuesta: ¿Qué cómo se vive?, ‘na’, mejor que esto aquí, de madre esto… allá a esta hora estaba haciendo lo que me daba la gana…
    – ¿Y tú, como vivías? ¿Cómo vivía tu familia en Cuba?…
    – Primera respuesta: ‘argollao’… pa’que contarte, de madre… duro, todo muy duro, pero ya llegamos… y a vivir…
    – Segunda respuesta: No, yo no, ni familia tampoco… Yo si me la buscaba abajo de la tierra… Yo me la jugaba… En mi refrigerador no faltaba la tropi-cola, ni la cerveza, ni los cigarros, ni el ron… nada nos faltaba, nosotros si vivíamos bien… Teníamos hasta un aire acondicionado en la habitación… Es más, teníamos más cosas allá que aquí… allá teníamos más tiempo, aquí no tienes tiempo ni para sacarte un moco de la nariz… Porque la realidad es que esto aquí si es un ‘comunismo’ organizado… Allá te vigilan los CDR y aquí el dueño de la Empresa donde tú trabajas, no te deja ni mirar a los lados, y te vigila como un policía… Esto mi hermano no es la ‘Yuma’, esto es la ‘llama’… aquí si hay que pinchar (trabajar) de verdad y duro, muy duro, sino te mueres de hambre, y de enfermarte nada, no te puedes enfermar, porque hasta el entierro cuesta una fortuna, y le han dicho a mi mujer que si no tienes dinero para la caja de muerto, para quemarte cuesta también dinero… No, yo le he dicho a mi mujer que me tire al mar y que no gaste ni un centavo en quemarme si muero primero… Ya se lo mande a decir a mi hermano en Santa Clara, que no se atreva a coger la balsa, que esto aquí esta del carajo, aquí no se vive…aquí se sobrevive y sin respirar… Sueño americano, mierda americana…

    Me detengo en el parqueo de un restaurante de comida rápida. Le pregunto a mi balsero si tiene de verdad hambre. “Sí”, es su respuesta.

    Nos sentamos en el restaurante y comió con hambre, con mucha hambre. No lo interrumpí mientras devoraba sus alimentos. Se tomó dos vasos grandes de gaseosa, pero me llamó la atención la forma en que comía, con tanta educación… Yo también, por supuesto, pedí de comer. No interrumpí su almuerzo, solo lo observaba. Sus modales sobre la mesa no me parecieron de un simple ciudadano sin educación, sin estudios. Antes de sentarse a la mesa, fue al baño a lavarse las manos, lo que no hice yo… Cuando terminó de almorzar, me pidió permiso para ir al baño. Y por supuesto, también su forma de expresarse, no se correspondían con su situación en ese momento. En fin, mi sorpresa, las muestras de su educado comportamiento, me llevaron a especular que mi balsero no era un ciudadano común y corriente.

    Realmente mi intención era hacerle la entrevista, pero fue tan grata la conversación, y tan triste para mí conocer su realidad, que con él construí un proyecto, un pequeño plan. Porque en ese momento estaba en presencia de algo inaudito para mí. Estaba frente a la historia oculta que un día saldrá en masa gritando que todos fuimos víctimas de una farsa, orquestada por los más inteligentes. Históricamente los ‘inteligentes’ han planificado la ignorancia de la humanidad.

    Hablamos de su familia, de su mamá, su fallecido padre y de dos hermanos y dos sobrinos que tenía en el habanero barrio de La Lisa. Me confesó que era concertista de música clásica. Se había graduado en la Escuela Superior Nacional de Música de La Habana en la especialidad de guitarra de concierto. Entre sus tristezas, amén de extrañar su familia, su barrio, su gente, estaba su guitarra, que no dejaba de mencionar. Le prometí que le regalaría una. En la conversación, recibí una sorpresa más: la guitarra, su vieja guitarra, estaba a solo unas cuadras de donde estábamos almorzando, pero empeñada… y que era verdad que pedía dinero para comer, pero no tanto para comer, como para liberar a su guitarra del empeño de $300.00 dólares/usa, por los que la había comprometido, pues hacía más de 2 meses que no le pagaba los intereses a la casa de empeños.

    Fuimos directo a la Casa de Empeños. Hablé con el propietario y verdaderamente es una lástima no poder contar con su nombre, porque cuando le expliqué las razones para que mi balsero se pudiera llevar su guitarra, me respondió: “sólo dame 200.00 dólares, no le cobrare los 100.00 faltantes, ni tampoco los intereses de los 60 días que dejó de pagarme”. Desde esta nota, le doy las gracias a ese también cubano, que colaboró en regalar un poco de felicidad a mi balsero. También debo agregar que dentro de tantas sorpresas para mí, en ese día tan bendecido por la vida, todavía albergaba en mí ciertas dudas acerca de la capacidad de mi balsero de poder sacarle a su vieja guitarra nota de alegría y de tristezas. En el parqueo de la casa de Empeños, ahí donde aparecemos en la foto, donde aparezco con mi balsero con su guitarra en manos, me preguntó: “¿Qué deseas oír?” Y le pedí que tocara una melodía, de la cual no recordaba su título, pero que al menos podía tararearle…‘déjame que te cuente limeña’… Y me respondió: “La Flor de la Canela”, de la peruana Chabuca Granda. Y no tardó en brindarme el mejor concierto que haya oído en mi vida, bajo un sol prestado y ardiente de nostalgia. Aquel balsero, con su harapienta ropa, su zapato roto, despeinado e inundado de sudor, no dejaba tranquilas las cuerdas de su vieja guitarra…

    Mi balsero no pidió más limosnas para comer. Dejó de usar su harapienta ropa y sus rotos zapatos. Visité su hogar en la Lisa. Mi balsero regresó junto a su familia, con su mamá y dos hermanos, tras gestiones hechas por nuestro colectivo de la Editora ArgosIs-Internacional con el Ministerio cubano de Relaciones Exteriores.

    No lo he visto más, pero estoy seguro que cuando lo vuelva a ver, no será en una esquina pidiendo limosnas. Y le volveré a pedir que cante La flor de la Canela. Estoy seguro que ya habrá olvidado la 27 Ave. del SW esquina a Flagler, de este inmundo y trastocado Miami.

  2. Leticia Garza dice:

    Intencionalidad y Casualidad Searle

  3. cuso dice:

    bueno 1 entre dos millones y medio casi que se han abierto camino en ese gran pais no es representativo ni con la imaginacion valla digo yo

    no se si por el contrario le dan mas importancia a un pobre desgraciado que no le han ido bien las cosas valla saber porque contra toda una comunidad que en mas del 90 por cien vive como no pensó jamas hacerlo en cuba entonces saquen ustedes sus propias conclusiones

    • Cirilo Perez dice:

      Por supuesto que vieven como jamas pensaron vivir en Cuba.
      Tiene que trabajar 14 y 16 horas diarias y muchos con dos trabajos, no pueden atender a los hijos, quienes viven asechados por la entrega gratuita de drogas en las escuelas, o que le den una golpiza (peor que la que le dieron a Yoani) llenos de cuentas por pagar, a merced de los politiqueros batistianos que le suben los impuestos, que cada dia encarecen mas la atencion medica y las medicinas y otros muchas “ventajas” de las que “disfrutan la mayoria de los cubanos en Miami.
      Por que no dices de los miles que viajan mensualemte, muchos de ellos a atenderse con los medicos, a los cuales creen y a resolver su dentadura que le cuesta miles de dolares en el paraiso?
      Por que no hablas del sentimiento de libertad que experimentan los niños en cuba, que van a sus escuelas sin que nadie los tenga que vigilar, para evitar que lo secuestren, lo violen o le vendan sus organos?
      De que paraiso estas hablando?
      Sabes que van mas cubanos en un mes a Cuba que los que participan en las movilizaciones convocadas por el “exilio histerico” ? Sabes que la mayoria de los que participan son los viejitos cagalitrosos, que paga el orate Saavedra?
      Sabes que van mas cubanos como al concierto de la Charanga Habanera mañana, que el piquete pagado que viven de los “actos de repudio”
      Son los perdedores de siempre, conmemoran la Derrota de Giron, alaban a los compotatientes-cocineros, celebran el regreso de Elian, hacen de un delincuete comun un heroe, que no llego a enterarse que era “disidente” Dicen que le haran un monumento en Miami, ya esta recogiendo dinero, cuanto se buscaran. Quieren enviar a la Sr. que explota la muerte del nuevo chacumbele para Arizona, para quitarse a ella y a los 13 familiares que llevan viviendo del cuento hace bastante tiempo. Nadie les cree, no son nadie, ni en Miami, (son ciudadanos de segunda) y mucho menos en Cuba.
      La historia esta en su contra, los paises latiniamericanos aprendieron el camino y como dijera el Che: ESA MARCHA DE GIGANTES HA DICHO BASTA Y HA ECHADO A ANDAR.

      • LOLITA dice:

        CIRILITO NO SE QUE TRAUMA O ESTABAS MUY CIEGO ESO ES YA VIEJO LO QUE DICES,NO ME CONOCES PARA REFERIRTE A MI,YO SIENDO UNA MUJER SOLA GRACIAS A DIOS HE CRIADO MIS HIJOS TRABAJANDO 8 HORAS DIARIAS QUE ES LEY AQUI , Y NO SOY MILLONARIA PERO SI CUANDO LLEGO A CASA MIS HIJOS NADA LES FALTA NO TIENEN QUE SUFRIR IR CON UN CUBITO TRAS DONDE UNA PIPA DE AGUA O NO PODER DESCANZAR COMO PERSONAS ,GRACIAS A DIOS POR SER BUENOS ESTUDIANTES UNA TIENE ASEGURADA SU UNIVERSIDAD PAGA POR QUE NO DICES ESO ,POR QUE LAS ENCANTA RECIBIR DOLARES Y DESPUES DE SER TAN REVOLUCIONARIOS ,SUS HIJOS Y NIETOS EMIGRAN A LOS ESTADOS UNIDOS ,POR QUE SI AQUI ES MALO TUS HIJOS VINEN A COMER ,TE HAS PREGUNTADO POR QUE UN PAIS EMIGRAAAAA ,AMO MI TIERRA PERO NO TAPEN EL SOL CON UN DEDO QUE SE CAE DE LA MATA VER ESA TIERRA TAN DESTRUIDA ,DE QUE VALE QUE TE REUNAS ENA PLAZA Y GRITES ,MEJOR NOS UNIMOS Y TRATAMOS DE REGRESAR A ESTE SIGLO NUESTRA ISLA QUE SE DESPLOMA DIARIAMENTE ,POR PONER LOS OJOS FUERA DE ELLA Y SOLO VER ,LO QUE EL VECINO HACE ,CIRILITO NO HABLES DE VIEJITOS CALALITROZOS QUE ESO LA VERDAD ,ME DA PENA,Y YO NO VIVO EN MIAMI PERO SI SOY CUBANA Y AMO ESA GENTE QUE DEJE Y CUANDO PUEDO SEGUIRE MANDANDO Y LLEVANDO PARA QUE MIS NINOS EN CUBA NO ESTEN DESCALZOS POR QUE SU MADRE TENGA QUE ESCOGER POR NO TENER DOLARES EN COMER O CALZAR SU HIJO .DEJA DE HABLAR ESTUPIDESES Y DI LO QUE TU CORAZON SIENTE CUANDO TIENES HAMBRE O TE QUITARON LA LUZ O EL AGUA O CUANDO TE REGALAN 20 DOLARES PIENSAS IGUAL NO JERINGES QUE SEGURO TE DAN GANAS DE COJER ESTA CHIRINGA Y VENIR DONDE YO O MARTE JAJAJJAJAJAJAJAJAJAJAAJAJAJA TE QUIERO MI HNO

    • Cirilo Perez dice:

      Pero ustedes han hecho heroes a Panfilo y a Zapata.
      El primero un pobre alcoholico y el segundo un pobre delincuente comun que nunca llego a saber que era “disidente” y trataron de hacer lo mismo con Wilfredo, pero les exploto el globo en la cara, ya no dicen ni una palabra.
      Pero creo que eso esta bien, esta es la gente que debe representar al “exilio histerico” de todas maneras los millones se lo reparten, aunque estoy seguro que no estas dentro de ellos, lo de ellos es mas serio, no se ponen a comer de lo que pica el pollo en un blog

  4. cuso dice:

    que lastima de blog….es que al final es mas de lo mismo el granma con distinta cara

    la vieja von colorete informatico

    Acaso es esta la guerra cibernetica a la que el calvo cara de guante ese esele decia a los soñolientos miembros del MININT que habia que prepararse no? valla por dios.

  5. Crónica: Dos tristes negritas

    CRONICAS… ARGOS: JUNIO 10 DE 2011…

    xMarcos Jesús Concepción Albalat

    Les presento la introducción de dos largo metraje de la historia de ‘Dos Tristes Negritas’, titulados ‘La Negrita Paula Valiente’ y ‘La Negrita Reina Luisa Tamayo’… La historia se repite como una muerte anunciada, producidos por la ‘Industria Anticastrista’ con sede en Miami, Florida, Estados Unidos…

    A la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ los medios de comunicación de Miami la dieron a conocer como la mama del ‘disidente’ Orlando Zapata Tamayo, vestida de blanco adornándole su coello collares de santería recorriendo las calles de su pueblo natal con una foto de su hijo ‘asesinado’…

    A mí ‘Negrita Paula Valiente’ los medios de comunicación de Miami la dieron a conocer como la que irrumpía en las Iglesias Católicas de La Habana, vestida de blanco adornándole su coello collares de santería y con una imagen de la Virgen de Regla en sus manos, y arengaba a los feligreses de las iglesias contra la Revolución cubana…

    Anoche mirando el noticiero de televisión, vi el recibimiento en Miami, desde Cuba, de la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ acompañada de sus once familiares… En sus manos, recipiente envuelto en una bandera cubana de las cenizas de su pobre hijo Orlando Zapata, gritando consignas respaldadas por la crema y nata de lo más recalcitrante que existe en esta Ciudad… ‘Miembros de las organizaciones anticastristas Vigilia Mambisa, Directorio Democrático Cubano, Damas de Blanco y Exilio Unido ¡Ya! coincidieron en el aeropuerto. Entre las personalidades locales que acudieron se encontraban el representante republicano por Miami David Rivera y el presidente de la Comisión del Condado Miami-Dade, Joe Martínez’ (Diario El Nuevo Herald de Miami, Junio/10/2011)… Y por supuesto, en el concierto del espectáculo muy bien organizado en el Aeropuerto Internacional de Miami, no podía faltar el elemental letrero para este tipo de ‘show’ mediático que decía:

    – ‘MORIR por la LIBERTAD Y LA DEMOCRACIA DEL PUEBLO CUBANO ES VIVIR ETERNAMENTE EN ELLA’…

    El letrero del recibimiento de mi ‘Negrita Paula Valiente’ en el Aeropuerto Internacional de Miami era un poco mucho más modesto:

    – ‘Bienvenida a tierra de libertad… ABAJO CASTRO’…

    A mí ‘Negrita Paula Valiente’ también la recibieron con el mismo ‘guion’… En esa ocasión, no la aplaudieron el mismo grupo que recibió a la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’… Estos que aparecen aquí en la lista del Comité Organizador, dándole la bienvenida a la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ son los de turno, estos, incluso, hoy no comulgan con los que recibieron a mi ‘Negrita Paula Valiente’, que fueron los Directivos de la Fundación Nacional Cubana Americana (FNCA) y algunos pintorescos personajes de la Ciudad de Miami…

    La ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ trajo las cenizas de su hijo Orlando Zapata Tamayo en un pequeño recipiente envuelto por la bandera cubana… con la ilusión de depositarlos en un Monumento que se construiría especialmente para sus cenizas prometido desde Miami…

    Mi ‘Negrita Paula Valiente’ entro al ‘Aeropuerto Internacional de Miami’ de la mano con su adolescente hijo, recientemente asesinado en el NW de Miami por asalto a mano armada… incinerado por falta de economía, y sepultado con ausencia de su nombre y apellidos que lo identifique como víctima en una lápida en su invisible tumba, olvidado y abandonado en tierra ajena…

    Muy significativas las primeras palabras de la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ antes de su salida de Cuba a Miami a la prensa nacional y extranjera, entre tantas cosas que anuncio con regocijo, se me quedo en mi mente estas que reproduzco a continuación…

    – ‘Me llevo con honor las cenizas de mi hijo para Miami, donde mis hermanos le construirán un monumento por su sacrificio a la libertad de Cuba’…

    Hoy, 10 de Junio de 2011, en el Diario El Nuevo Herald, se lee en el Artículo la siguiente nota:

    – ‘En un gesto sin precedente, la Asociación de Veteranos de Bahía de Cochinos Brigada 2506 anunció que habilitará un nicho para depositar las cenizas de Zapata en el Mausoleo de los Héroes de Bahía de Cochinos. Es la primera vez que este honor se confiere a un cubano que no haya pertenecido a la Brigada 2506, que trató de restaurar la democracia en Cuba en abril de 1961.’

    – “Es un honor para nosotros tener las cenizas de este hombre enterradas con nosotros”, afirmó Félix Rodríguez, presidente de la Asociación. “Consideramos a Tamayo un héroe y patriota por enfrentarse al gobierno comunista de Cuba y luchar por la libertad”… (Diario El Nuevo Herald de Miami, Junio/10/2011)…

    Todo parece indicar que primero habrá que recoger dinero a los contribuyente para poderle construir al hijo de la ‘Negrita María Luisa Tamayo’ el Monumento que parece le prometió algún Miembro del sequito que la recibió aquí en Miami…

    También fueron muy significativas las palabras que dirigió a los medios nacionales y extranjeros de mi ‘Negrita Paula Valiente’ antes de su salida de Cuba hacia Miami…

    – …‘Me despido del subyugado pueblo cubano, donde desde mi prometida Iglesia de Miami por mis hermanos exiliados de Miami me construirán, pediré por la libertad de todos, y para el bien de todos’…

    Nunca se le construyo la Iglesia prometida desde Miami a mí ‘Negrita Paula Valiente’ en la tierra prometida… Su virgencita no tuvo iglesias… Me consta, que en ocasiones visitaba con su hijo de la mano, la Hermita de la Caridad, y detrás de la Hermita, debajo de los Pinos, de frontera con la Bahía de Miami, impartía a unos pocos de sus fieles seguidores, algunas arengas religiosas… Un día le prohibieron hacerlo más…

    Elocuentes palabras de la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ a su llegada al Aeropuerto Internacional de Miami:

    – ‘Le doy las gracias al pueblo de los Estados Unidos, al gobierno y a todos las personas que han luchado para que hoy, nosotros, nuestras familias, se encuentren en un país libre’… (Diario El Nuevo Herald de Miami, Junio/10/2011)…

    Parecidas palabras dirigió a la prensa mi ‘Negrita Paula Valiente’ a su llegada al Aeropuerto Internacional de Miami…

    – ‘Que viva la libertad… abajo la Revolución Cubana… Justicia para el pueblo cubano’…

    Curiosamente, el día 1ro de Julio de 1995, en la Sección Locales, del Diario El Nuevo Herald de Miami, se publicó un artículo sobre mí ‘Negrita Valiente’ titulado ‘Ex Disidente descubre admira a Castro en el Exilio’

    – … ‘Menos de dos años después de haber llegado al exilio, la ex disidente cubana Paula Valiente afirma que se ha convertido en una revolucionaria. Valiente, que alcanzó notoriedad en la isla por pasearse por las calles con una imagen de la Virgen de Regla y que guardo prisión por sus actividades disidentes, afirmo el jueves en Miami que se había encontrado con su verdad y que quería regresar a Cuba. “Soy una revolucionaria, creo en los logros de la revolución cubana…’

    Hoy, se desconoce el paradero de mi ‘Negrita Paula Valiente’… como si la tierra se la hubiera tragado…

    Esperamos que a la ‘Negrita Reina Luisa Tamayo’ el tiempo le dé una mayor oportunidad para poder ubicar en tierra ajena a sus 12 familiares que la acompañaron al acostumbrado futuro incierto antes que las luces del espectáculo se apaguen…

    Pd.-

    “Letanías del Desterrado”… Y tú, desterrado: Estar de paso, siempre de paso, tener la tierra como posada, contemplar cielos que no son nuestros, vivir con gente que no es la nuestra, cantar canciones que no son nuestras, reír con risa que no es la nuestra, estrechar manos que no son nuestras, llorar con llanto que no es el nuestro, tener amores que no son nuestros, probar comida que no es la nuestra, rezar a dioses que no son nuestros, oír un nombre que no es el nuestro, pensar en cosas que no son nuestras, usar moneda que no es la nuestra, sentir caminos que no son nuestros…!! -Miguel Angel Asturias-

    • cachita dice:

      Yo vivo en un pais que no es mi tierra amada ,en un idioma que no es el mio una costumbre que no es mia ,nada como mis raizes pero ,yo decidi venir y que hace fuera de su tierra ,ajena tu negrita , jamas olvide ni dejare de ser de donde naci ,pero le pido perdon a mi tierra mil veces por abandonarla,y gracias a dios por poder criar a mis hijos y nietos en libertad,pero cultivando mis raizes, y ensenandoles amar mi patria como si fuera de ellos,siempre he dicho ,que si tengo un enemigo no mando a mi familia ni voy a mendigar pan,eso deben pensar muchos antes de ir donde creen ellos son los malos,yo vivire a si fuera en marte pero CUBA mi amigo duele,duele duele y mucho .los quiero.cachita

  6. Joel Marrero Sanchez dice:

    Es verdad que los comentarios de algunas personas son indignantes, pero creo que no debemos descender al nivel de esas personas al tratar de generalizar. Creo que se necesita indivudualizar un poco mas la respuesta que se les da a este tipo de comentario. Existen personas muy dignas vivendo en Espana , Estados Unidos etc y que siguen siendo cubanos. Ah la letania del desterrado no aplica en todos los casos.

  7. Pretty nice post. I just stumbled upon your weblog and wished to say that I’ve really enjoyed surfing around your blog posts. In any case I will be subscribing to your feed and I hope you write again soon!

  8. Thanks for your posting. One other thing is always that individual American states have their unique laws in which affect property owners, which makes it quite difficult for the our lawmakers to come up with the latest set of guidelines concerning property foreclosures on property owners. The problem is that a state has own laws which may work in a damaging manner in regards to foreclosure policies.

  9. En el día de ayer falleció la líder que defendió a los asesinos de Miami, la Sra. Laura Pollán… Hoy publico mi Crónica de la que fui testigo de los crímenes que ella defendió…

    (I-D) Manuel Ascunce Domenech y Pedro Lantigua Ortega… El primero alfabetizador, el segundo campesino, asesinados por bandas contrarrevolucionarias, ¿el delito?… El de Manuel enseñar a leer y escribir y el de Pedro dar albergue al alfabetizador en su casa…

    Crónica: Triste encuentro con Manuel y Pedro

    CRONICA… ARGOS: OCTUBRE 14 DE 2011…

    xMarcos Jesús Concepción Albala*

    Es bien conocido que uno de los primeros compromisos del Gobierno Revolucionario cubano cuando triunfó la Revolución en Enero de 1959, fue la de erradicar el analfabetismo en Cuba…

    En el año 1961 el Gobierno Revolucionario cubano promulgó la Ley ‘Campaña Nacional de Alfabetización’ en la cual involucró a los jóvenes de la nación, y por supuesto, como joven revolucionario, no podía dejar de participar… Fui alfabetizador en esta hermosa campaña conocida como ‘Ejército de Alfabetizadores Brigadas Conrado Benítez’…

    La preparación de la Campaña Nacional de Alfabetización fue en el año 1960, promulgándose la Ley en 1961 y finalizando el 22 de Diciembre del mismo año, con un gigantesco desfile en la Plaza de Revolución en La Habana, donde cientos de miles de alfabetizadores participamos, unos con lápices y otros con cuadernos que sobresalían nuestra estatura… En una sola voz, en pleno desfile ante la tribuna presidida por Fidel, cantábamos nuestro himno,

    – …’Somos las brigadas Conrado Benítez,
    – somos la vanguardia de la Revolución,
    – con el libro en alto cumplimos una meta,
    – llevar a toda Cuba la Alfabetización’,
    – Por llanos y montañas el brigadista va,
    – Cumpliendo con la Patria y luchando por la paz,
    – Abajo el imperialismo, arriba la libertad,
    – Llevamos con orgullo la luz de la verdad’…
    – etc., etc…

    Vestidos con el uniforme de alfabetizador y en perfecta formación por bloques, con enorme alegría y satisfacción del deber cumplido, Fidel declaró ante más de un millón de cubanos en la Plaza de la Revolución, ‘Territorio Libre de Analfabetismo’ a la Nación cubana… El año 1961 se proclamó como ‘Año de la Educación’…

    La Campaña Nacional de Alfabetización estuvo coordinada y controlada desde una estructura organizativa de dirección única, la Comisión Nacional de Alfabetización y Educación Fundamental, creada en marzo de 1959… La Comisión incluía una Sección Técnica, cuya función fue la organización del trabajo pedagógico y la formación de los alfabetizadores, así como la realización de labores estadísticas…

    Raudo y veloz me incorporé a las Brigadas de Alfabetización, en ese entonces vivía con mis padres en el pueblito de Fomento, desde donde me trasladaron en ómnibus al campamento Granma ubicado en la Playa de Varadero, Matanzas… En este campamento nos prepararon y nos proporcionaron los cuadernos de instrucción del programa para alfabetizar en corto tiempo a todo cubano que no supiera leer y escribir, además, el uniforme reglamentario de la Brigada con sus botas de campaña y la boina… La mochila con cantimplora, manta, ropa interior, aseo personal, y una lámpara (Coleman) de petróleo que luego se convirtió en el símbolo de las Brigadas… No hubo un rincón en la Isla de Cuba en que no haya estado un alfabetizador… La misión estaba planteada y a ellas acudimos sin un mínimo de reparo, sabiendo que nos esperaban tiempos difíciles, muchos de nosotros tuvimos que vivir en la casa de los campesinos y en unidades militares… Ya les cuento…

    Los resultados de este hermoso proyecto, fueron alentadores para el proceso en que se enfrascó la nación cubana con sus nuevos retos… no se podía perder tiempo porque el país, en ese entonces, estaba siendo acosado por tierra, mar y aire, por la contrarrevolución cubana que desde Miami, apoyados por la CIA, lograron ciertos objetivos, que un día la historia tendrá que reconocerlos como crímenes de lesa humanidad, comparados únicamente con los que practicaron los nazis en Europa…

    No olvidemos que el territorio nacional cubano ha sido el único en Occidente en ser sometido a una cruenta guerra bacteriológica por parte de Estados Unidos, donde se afectó el ganado vacuno y la caña de azúcar, prácticamente desaparecieron de los campos cubanos, incluso, parte de la población fue infestada con el virus del dengue hemorrágico nro. 2, el más peligroso que se haya descubierto, donde decenas de niños, ancianos, mujeres en estado, etc., fueron víctimas, y que en muchos casos les causó la muerte… Y en la infinita lista de agresiones, anotemos el desembarco de los mercenarios cubanos de Miami por Playa Girón, que fueron derrocados en menos de 72 horas, donde el Imperialismo norteamericano sufrió en América su primera derrota militar…

    La Campaña de Alfabetización no escapó al terrorismo declarado por la contrarrevolución cubana desde Miami, donde más de 10 alfabetizadores fueron vilmente asesinados, torturados y ahorcados, por bandas de alzados contrarrevolucionarios que operaban, principalmente, en el lomerío de El Escambray, zona central de la Isla… Connotados asesinos contrarrevolucionarios sembraron el terror entre la población campesina, entre ellos Julio Carretero, ‘Cheito’ León, Pedro González, Osvaldo Ramírez, entre otros no menos conocidos, dirigidos desde Miami y apoyados por la CIA, causaron daños irreparables a muchas familias en la Isla…

    Mi primera misión como alfabetizador fue en las alturas de Güinía de Miranda, en el mismo Escambray… Aquí se me alojó en la casa del campesino que alfabeticé, solo recuerdo de esta honorable familia, que al campesino le decían ‘Fico’ y el nombre de sus dos hijos, Diosdado y Dionisio… De ellos solo diré que me cuidaron y protegieron como si estuviera con mis propios padres, en ese hogar no me faltó absolutamente nada…

    Luego fui trasladado a otra Brigada, donde me recibió la Asesora Técnica de la Zona, o como le decíamos, la Jefa de la Brigada, Profesora Anais, la que me ubicó en un Campamento Militar para alfabetizar a un grupo de milicianos… La Unidad Militar quedaba en el mismo centro de El Escambray conocida como El Algarrobo, zona de Pitajones… Estas Unidades Militares estaban integradas mayormente por milicianos, se conocían como Unidades de ‘Lucha Contra Bandidos’ (LCB)… El jefe de esta Unidad de ‘LCB’ era el capitán del Ejército ‘Pineo’… Aquí descansé de la ‘hamaca’, pues me alojaron en una habitación del hospitalito de la Unidad Militar, y que en varias ocasiones tuve que abandonar para darle entrada a un herido en combate… Al frente del hospitalito estaba un médico y un enfermero con el que más me relacioné, de apellido Zerguera, oriundo de Trinidad… Conversaba muchísimo con Zerguera… sus conversaciones me fueron muy agradables porque conocía a mi familia…

    Mis primeros días en el Campamento Militar de ‘LCB’ fueron de mucha tensión, pues constantemente entraban y salían los pelotones de Milicianos que rastreaban las zonas donde operaban los alzados contrarrevolucionarios que hostigaban a los campesinos y a los alfabetizadores… en varias ocasiones fui testigo de la llegada al hospitalito de algunos bandidos heridos para ser atendidos, en este lugar se les aplicaba los primeros auxilios, y luego se les trasladaba a la Comandancia del Condado, Trinidad…

    Recurro a los documentos para una mejor ilustración de los hechos tal y como ocurrieron, por lo que reproduciré lo que publicó ‘Ecurred’ (www.ecurred.com) sobre el asesinato de Manuel y de Pedro en manos de las bandas contrarrevolucionarias dirigidas desde Miami…

    – …‘Durante la estancia en casa de los Lantigua, se incrementó el ataque de las bandas contrarrevolucionarias a la zona, por lo que se recibió la orientación de evacuar prácticamente a los brigadistas de este lugar, pero Manuel insistió en mantenerse en su puesto, pues decía que debía terminar su trabajo para regresar como todos en su momento preciso. Siempre estuvo al lado de Lantigua en la defensa y custodia de la casa, de la familia, y los intereses de la Revolución’….
    – …‘El 26 de noviembre de 1961, en horas de la tarde, Mariana hizo para todos una colada de café recogido, cultivado y tostado en la propia finca, pero cuando ya se estaba repartiendo, no llegó ni siquiera a las manos de Pedro, pues fue sorprendido por presuntos milicianos, que después resultaron ser realmente, los bandidos. Mariana se percató de la simulación de los malhechores y salió en defensa de los suyos, quiso hasta hacer ver que Manuel era uno de sus nueve hijos. A la pregunta de quién era el maestro, Ascunce contestó: «¡Yo soy el maestro!» Lo que indignó a los bandidos y arremetieron contra él y Pedro de la forma más brutal y cobarde, además de llevarse con ellos a Pedrito’….
    – …‘Mariana los sigue y logra arrebatarles al hijo, saliendo en busca de ayuda y refuerzos pero, el estado del tiempo, la oscuridad de la noche y las dificultades propias del camino, no le permitieron evitar a tiempo el propósito de los alzados’…
    – …‘Mientras tanto los bandidos siguieron ensañados con ellos, mediante ofensas, amenazas, golpeaduras, punzonazos -14 en total-, luchas, forcejeos y torturas. Cuando ya los tenían medio moribundos, deciden ahorcarlos y los alzan en dos ramas de una acacia, a poca distancia de la vivienda, aproximadamente a las ocho de la noche. Así quedan exánimes los cuerpos de Pedro y de Manuel, por defender la obra de la educación y ser fieles a la causa de la Revolución’….
    – …‘El asesinato de Manuel se produjo en Limones Cantero, finca Palmarito, junto a su alumno Pedro Lantigua Ortega, a manos de los criminales, Quesada Braulio Amador Quesada (principal ejecutor), Pedro González Sánchez y Julio Emilio Carretero Escajadillo (jefe de una comandancia)’…

    En horas de la madrugada del 26 de Noviembre de 1961, pusieron al Campamento Militar en formación de combate, para dirigirse donde había ocurrido uno de los crímenes más horrendos que ojos humanos hayan visto… Sin mediar explicaciones, me pusieron bajo las órdenes del Sargento Juan Valdez, quien se le dio la orden de acompañarme y protegerme durante el recorrido que se hizo hasta el lugar donde habían ahorcado al maestro y al campesino… Ya los habían bajado del árbol y sus cuerpos con huellas de tortura, posaban sobre camillas improvisadas… Sus pálidos rostros llenos de dolor, jamás los he podido borrar de mi mente… Se trataba del alfabetizador Manuel Ascunce Domenech y del campesino Pedro Lantigua Ortega…

    – …’Sus cadáveres fueron traídos al poblado, donde campesinos y brigadistas les rindieron el tributo emocionado y merecido; más tarde el de Manuel fue trasladado a la capital, donde un mar de boinas verdes del Ejército Alfabetizador, confundidas con un pueblo todo, dio el último saludo al Maestro…

    – En el acto de despedida, el entonces Presidente Osvaldo Dorticós Torrado, expresó:… ‘Al asesinar a este adolescente, se ha querido asesinar con él a una nueva generación que encarna el más lúcido y sano presente, y que anuncia para la Patria el más esclarecedor porvenir. Hoy hemos cavado una tumba para el héroe adolescente, pero con actos como este cava día a día, su tumba el imperialismo y el capitalismo’…

    – …(…) ¿Y quiénes son los responsables de este crimen?… Son, en primer término, los autores materiales, mercenarios o degenerados que realizaron el hecho con sus manos asesinas. Son responsables de este crimen los liderzuelos contrarrevolucionarios traidores que inducen al crimen desde las playas veraniegas de Miami… Son responsables de este crimen los dirigentes del Imperialismo, que inspiran estas acciones criminales, arman las manos de los asesinos, financian con dólares sus acciones; responsables de este crimen y de los otros crímenes, son los dirigentes de Washington…; responsable de este crimen es en última instancia, el sistema imperialista y capitalista, que actualmente pretende sobrevivir en la historia, realizando hechos como este…’

    La Revolución cubana no tiene marcha atrás… Los que mueren por la vida, no pueden llamarse muertos…

    Que en paz descansen el humilde y buen campesino Pedro Lantigua Ortega y mi Compañero de Brigada Manuel Ascunce Domenech… Asesinados vilmente por bandas contrarrevolucionarias dirigidas desde Miami por el único delito de enseñar a leer y escribir, y por darle albergue a su maestro…

    *Marcos Jesús Concepción Albala… (Trinidad/Casilda, SS, 1947)… Cuba… Reside en Miami, Florida, Estados Unidos… Licenciado en Gestión Comercial Internacional… Director de la Agencia de Contrainformación ArgosIs-Internacional en la Red: http://www.argosisinternacional.com

  10. Good website! I really love how it is easy on my eyes and the data are well written. I am wondering how I could be notified whenever a new post has been made. I’ve subscribed to your RSS which must do the trick! Have a nice day! “A crime which is the crime of many none avenge.” by Lucan.

  11. will dice:

    jajajajaja me uno 100 % al comentario de LOLITA , muy pero muy bueno y sencillo al mismo tiempo ,me gusta mucho cuando utilizan la frase TAPAR EL SOL CON UN DEDO , porque fijense bien como todo el que defiende al gobierno de castro ,tienen esa caracteristica y la de querer tapar el sol con un dedo , jamaz reconocen la verdad vidente que un comentarista diga si esta pone en evidencia la pantalla del gobierno castrista , enseguidan se van por otro camino , como si alguien les estuviera diciendo que la verdad es mentira ,. aqui los unicos que siempre tratan de ocultar la verdad son ellos , aver cirilo con mucho respeto si es que lees este comentario ,tengo una pregunta sencilla para ti,, dime si lo que dice LOLITA es mentira ????? solo eso , no me vengas ahora conque si la union sovietica y lenin ,y que habia merienda barata etc etc , solo eso , si o no ??? ni tampoco me vayas a decir ahora que te responda una pregunta primero ,porque yo te la hice primero, bueno un abrazo de todas formas porque al final todos somos cubanos ,digo si es que el que nace en cuba es cubano, porque a la verdad que ese gobierno tiene su diccionario especial . y es el que determina el ADN de cada cual segun su conveniencia ,

  12. will dice:

    mis saludos para todos , a veces me rio porque despues de todo la reailidad siempre va a ser realidad ,pero es curioso ver como los defensores del gobierno castrista viven tratando de ridicularizar a cualquier pais , a veces con mentiras ,a veces con verdades y a veces con desinforciones ,etc , pero llevan años en eso ,, pero la miseria en cuba cada dia es peor , los problemas en cuba aumentan cada dia mas ,pero sin embargo que importancia tienen que en cuba un niño tenga hambre si en africa hay 15 que tienen hambre , que importa que a un cubano por pensar diferente le den una golpiza si en estados unidos le dieron golpe a 50 , que importa que maten a alguien por quitarle una bicicleta si en italia la mafia mata a 300 en una joyeria , ,que importancia tiene que un niño no tenga leche para tomar si de todas formas cuando le duele una muela el dentista lo atiende y asi y asi y asi ,es decir lo importante no es eliminar los errores ni la deficiencia sino demostrar que los demas las tienen tambien y esto sirve como pretesto y justificacion para desechar a cualquiera que trate de decir la verdad , , a los cubanos nos corresponder y tenemos el derecho de querer lo mejor para nuestro país muy independiente de lo que esten haciendo lo demas , pero digo a los cubanos , no solo a un grupo que este caso ya sabemos quienes son , ,no se si se pueda lograr una sociedad perfecta pero tenemos del derecho de intentarlo , porque poner como muro para todo los problemas de otros paises si estamos hablando del nuestro,y deseando siempre lo mejor para todos los paises , pero es el nuestro el que mas se acerca a nuestro numero de zapato ,,, hasta cuando , el gobierno castrista como todo gobierno tuvo y ha tenido durante mas de medio siglo su mas que oportunidades que se las han cogido ellos mismos ,pero bueno las ha tenido para demostrar la eficacia de sus pensamiento pero realmente la realidad ha demostrado que son un fracaso ,que no funcionan ,sin embargo hay que ser tonto , es decir hay que todavia creer que un dia la mata de mando dará anoncillos , o que la mermelada cae del cielo , gobierno castrista da eso ,eso mismo , lo que ha dado hasta ahora , no da otra cosa , y no porque nadie quiera decir lo contrario por aferramiendo ,sino porque es una realidad que se impone , este gobierno desde hace pero mucho tiempo demostro ser una manguera microyet maltratada cuando le tapas un aguerito sale mas agua por otro o se abre uno nuevo , esa es la realidad ,muy independiente de que en no se cual otro PAISLANDIA la manguera sea peor , abrazos para todos los cubanos que realmente amen y deseen lo mejor y el bienestar de nuestro pais y su pueblo . gracias

  13. María Alicia dice:

    Carlos, adelante con tu blog.Muchos no comprenderán tus motivaciones y convicciones pero otros muchos SI….Justamente las diferencias ideológicas conllevan a meditar y reflexionar sobre las cosas pero siempre que nos guíen las buenas intenciones y el respeto, serán constructivos los resultados.Estoy segura de que este blog será enriquecedor y espero que al menos los visitantes sepan tratarte con todo el respeto que merece toda persona que expresa lo que piensa y siente.

  14. Armienne dice:

    Ya te conocía. Excelente blog. Gracias por compartir.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s