Posts etiquetados ‘La Chiringa de Cuba’

Por Josepcalvet

Poco a poco este blog va centrándose más y más en el tema de la blogosfera cubana. Es lógico, dado que desde “esta España mía. esta España muerta“, se puede ir conociendo esa red de bitácoras que navegan por todo el mundo y muestran la Cuba que los grandes medios no quieren enseñar. Eso es más sencillo que hablar de otras cosas, cuando uno no está “metido en el ajo”. La parte de wikiblog, de almacén de datos, sigue siendo la parte principal del blog, aunque esté bastante abandonada.

Carlos Alberto Pérez Benítez abrió su blog el 13 de noviembre de 2010, es decir es un blog muy joven y en muy poco tiempo La Chiringa está volando alto.

Veo que ocupa un lugar alto en Alexa, el 666,614, el 119 en el ranking de Cuba y esa empresa de medición de tráfico, audiencia, etc le otorga un 85% de su audiencia proveniente de la isla. Ese dato es importante, porque significa que en la bogosfera cuba se va teniendo una red importante de intercambio de información, opinión, debate entre cubanos y cubanas. Si se compara ese dato con otros blogs amigos se puede ver que La Chiringa no tiene el nivelazo de visitas de La Joven Cuba por ejemplo, que camina hacia el millón de visitas totales, unas 2000/2500 diarias últimamente, pero por el contrario ocupa mejor posición global, mejor posición en el Top500 Cuba. Cada blog tiene una dinámica propia y unos a otros se complementan.

El reciente Encuentro de Blogueros Cubanos en Revolución, Matanzas abril 2012,  ha permitido mostrar qué distintos son esos sesenta blogs, todos ellos activos, pero muy diferentes en muchas cosas.Unos son blogs muy leídos, muy visitados, con mucha participación en los comentarios dando lugar a foros de debate y otros se orientan más hacia mostrar el día a día, los cambios, el futuro próximo….

Si desean conocer el blog, adelante. Personalmente creo que hay muchos artículos interesantes y me llamó mucho la atención la participación de Carlos Alberto Pérez respondiendo a una solicitud de Diario de Cuba, España para que el editor de “La Chiringa de Cuba” contestara una serie de preguntas formuladas por los lectores de ese diario digital editado en Madrid gracias a las subvenciones que recibe del estado español y de la UE, como un elemento más dentro de la campaña mediática contra Cuba promovida en primer lugar desde agencias USA y secundada por determinados gobiernos europeos.

El blog es una muestra más de periodismo ciudadano, de participación crítica en la realidad social cubana y forma parte de esa “implosión” de la que habla Carlos Alberto Pérez en su artículo: Alerta: ¿Implosiona la blogosfera cubana?

Interesante momento el de la blogosfera cubana.

En días recientes el Administrador de Diario de Cuba me propuso un intercambio con los lectores de ese espacio, donde yo debería responder un plazo de 72 horas una serie de preguntas que ellos me enviarían. El tema, la blogosfera Cubana. Aquí les dejo el cuestionario y mis respuestas, poniendo una vez más interesantes temas a debate y consideración.

Carlos Alberto Pérez
“La Chiringa de Cuba”

Bloguero Carlos Alberto Pérez: «No somos tan malos como nos pintan, la manipulación funciona a las mil maravillas»

Carlos Alberto Pérez, autor del blog oficialista La Chiringa de Cuba, fue uno de los participantes en el I Encuentro Nacional de Blogueros gubernamentales que se desarrolló en Matanzas recientemente.

La Chiringa de Cuba, según el bloguero, es un espacio para “contrarrestar la manipulación mediática que existe contra nuestro país” y “compartir el sentir y decir de amigos, familiares, colegas profesionales y cubanos de a pie”.

Hoy responde a las preguntas de los lectores de DIARIO DE CUBA

Daniel Verbi: Hola Carlos. Si no es mucha molestia, podrías decirnos cómo es tu acceso a internet (velocidad, horas al mes) y lo que cuesta al mes (dinero). ¿Todos los periodistas tienen conexión? ¿Hay algunos con ADSL y otros con 56kb? Gracias.

Saludos Daniel y demás foristas y lectores de DIARIO DE CUBA.

Antes que nada me gustaría dejar claro que cuando fui invitado a participar en esta interesante sección, el editor de este espacio y portavoz que convoca a estos foro-debates virtuales, lo hizo de manera respetuosa tomando como referencia mi papel en la blogosfera nacional, y nunca refiriéndose a mi persona como el “bloguero oficialista” que poco después aseguró que soy. Entiéndase entonces esta definición como el cartelito obligatorio y comercialmente polémico con que nos intentan vender en estos predios a todos los que de una forma u otra defendemos nuestras ideas y compromisos con la Cuba de hoy. No obstante a este intento de subyugo y preliminar encasillamiento, cómodamente obvio el apodo y asumo sin rencores ni menosprecios el reto impuesto, disfrutando además del diálogo y la retroalimentación que seguramente derivará de esta grata experiencia.

Ahora bien Daniel, trataré de ser breve y conciso, pues cada forista ha dejado entre tres y cuatro interrogantes, y eso multiplicado por 12 me ha dejado una brava tarea para mi supuesto descanso de fin de semana.

En cuanto a tus preguntas, decirle que mi acceso a Internet es tan fatal como que tengo que depender de una institución estatal para llegar a la misma, y no tiene ni idea de cuánto se sufre esa dependencia cuando hay tanto que decir y tan poco con qué contar. Por suerte, gracias a la carrera universitaria que estudié (licenciatura en Comunicación Social), y al perfil que he venido desarrollando en el campo de la web 2.0 en los últimos seis años de mi vida laboral, he logrado calificar dentro del personal con cierto “acceso a internet” en Cuba, que si bien me concede alguna ventaja para actualizar mi blog, es necesario aclarar que las características de este tipo de conexión es tan lenta y tortuosa que resulta prácticamente imposible acceder a plataformas como WordPress, lo que me obliga en reiteradas ocasiones a publicar vía correo electrónico, privándome de manejar la estética de la publicación, las estadísticas, así como de añadirle las importantes imágenes, videos, o etiquetas, estas últimas claves esenciales cuando se trata de posicionamiento de la información en los buscadores de internet.

Sobre las horas de navegación, en mi caso particular, no existe un tiempo límite, porque precisamente mi contenido de trabajo como especialista en comunicaciónes publicar y promover en las redes sociales el quehacer artístico de los talentosos jóvenes que estudian arte en la universidad donde trabajo. Como ve, no sería lógica ninguna limitante de tiempo en este sentido. Eso sí, siempre de lunes a viernes y de 8:00 am a 5:00 pm, lo que me obliga a esforzarme doblemente para actualizar mi blog personal y hobby favorito, en los pocos espacios libres que pueda encontrar en mi jornada de trabajo.

Ah, otra cosa, no soy periodista de profesión, sino por cuenta propia. De hecho, me pone los pelos de punta que me llamen así, pues aunque de vez en vez hago algún que otro intento de semejar un trabajo periodístico, no creo que estaré jamás a la altura de semejante titulación. Disfruto mucho, sin embargo, reconocerme como un profesional de la comunicación, sin anquilosados preceptos.

En cuanto a los que sí trabajan en algún que otro medio de prensa, sí tengo entendido que gran parte de estos profesionales tienen un determinado acceso a Internet desde sus casas (algunos con ADSL, otros vía telefónica), lo cual veo lógico para una profesión como esta, pues sería impensable que fuera de una forma diferente.

Lucién: Si en Cuba el Partido Comunista según su Primer Secretario no administra ni gobierna, ¿por qué tanta insistencia en el monopartidismo? ¿Te has preguntado por qué las dos modificaciones constitucionales (1992, 2002) se hicieron sin convocar el artículo 137 de la misma que exigía un referendo? Si el 50 % de la economía dejara de ser estatal en cinco años, ¿qué sentido tiene la palabra ‘socialismo’ para el sistema cubano? ¿No debería haber una redefinición de los términos? (más…)

Tengo un amigo que se me confiesa fanático número 1 de “La Chiringa de Cuba”, y yo me rio. Contradictoriamente y para mi sorpresa, también dice ser mi mayor detractor, y rio más…El argumento de sus reproches está en las pocas veces que me siento a escribir ante un teclado, pues según él, en estos nueve meses de incansable vuelo hubiese podido dar mucho más de mí, y en parte tiene razón, pero lo cierto es que aunque parezca mentira detesto escribir, máxime si detrás se esconde algún tipo de compromiso. Así me sucedió una vez y ya nunca más, pues la vida como así de irónica que suele ser, me tuvo castigado por casi 5 años colocándome, entre la amplia gama de perfiles con la que cuenta mi carrera, en la que menos cómodo siempre me he sentido, el periodismo.

Paradójicamente el 3 de noviembre de 2010 decidí lanzar a la red mi chiringa digital, y aunque no siempre tenga tiempo, ganas, o la añorada musa para redactar un post, me convencí de la importancia de tener mi propio espacio para la reflexión y opinión, así que después de algunas semanas de reflexión, no lo le di más vueltas al asunto.

A mi amigo, quien rápidamente entendió mis razones cuando le expuse mis motivos le dije más o menos así: “Solo trato de comunicar lo que creo y siento, y para ello me valgo de diversas fórmulas que no siempre tienen por qué tener mi impronta escrita, aunque sí lleven mi sello particular. De hecho, creo que lo que más vale de mi blog es eso, que no expongo ni impongo egoístamente mis teorías y puntos de vista sobre la Cuba de hoy, sino que ofrezco mi espacio a ese cubano de a pie que necesita ser escuchado exponiendo sus criterios y diversas formas de pensar, aún cuando en ocasiones discrepo con muchas de ellas”. Pero hay más, “he pasado mis últimos años haciendo un periodismo aburrido, dirigido y encasillado, y es precisamente eso lo que me ha conducido a convertirme en jefe de mí mismo, en un censurador sin censuras, y en ese comunicador que por mucho que tiene por decir, se da el gusto de elegir cuando y sobre qué objetivo dará su próxima estocada”. Y créanme, soy feliz… De igual forma soy de los que opina que existen muchas formas para comunicar, y que un blog no tiene que estar estrictamente sujeto a tediosas verborreas diarias, de ahí que utilice con tanta frecuencia la fotografía en diferentes secciones para lograr mi objetivo. (más…)

Defensores de la diversidad sexual marchan junto a su bandera

A ver si me entienden, porque la verdad es que pudiera parecer algo complicado, aunque doy por seguro que para nada lo es. Ayer una buena amiga se alarmaba por la frecuencia con la que publico artículos sobre la diversidad sexual en este blog, a lo que respondí que se debía precisamente a la celebración de la Jornada Nacional contra la Homofobia en Cuba, un espacio que se presta para difundir interesantes puntos de vistas que generalmente nuestra prensa nacional evita o toca de manera muy sublime, como quien no quiere meterse en camisa de once varas. Le conté además que como comunicador que soy, siento la necesidad de pronunciarme en favor de muchos temas renegados o para algunos “espinosos”, y que es este precisamente uno de los más interesantes. Creo además, le dije, que aunque nada tiene que ver con mis preferencias sexuales, ser portavoz, realizar verdaderos análisis, o defender esta causa que impulsa el CENESEX con sus colaboradores, lejos de hacerme diferente me enriquece tanto personal como profesionalmente. Mi amiga lo entendió. Para mi sorpresa, cuando le comenté lo sucedido a mi esposa me dijo que en su centro laboral tiene una compañera que al estar suscrita a “La Chiringa de Cuba”, cada vez que recibe un Post de este tipo le hace jaranas insinuándole que me estoy cambiando de bando, a lo que ella sin darle mucha relevancia responde casi siempre con otro tipo de jarana. Pero por si fuera poco, en días pasados un amigo mío, al que considero está entre mi más cerrado círculo de amistades, me espetó en plena cara sin más ni más:

–         ¿Asere, pa que tu publicas tantas pajarerías de esas? El que no te conozca seguro piensa que tú eres medio MARICÓN, o MARICÓN y medio, qué se yo… (y se rió a carcajadas con un elevado grado de complicidad.)

Lo cierto es que de los casi 30 años de vida que cargo sobre mis hombros, he aprendido que entre las peores cosas que afectan la convivencia social, la subestimación entre personas ocupa un lugar preocupante para una sociedad tan moderna, tan justa, y tan revolucionaria como la que decimos tener.

Según un proverbio de otra sabia amiga, “las primeras impresiones nunca tienen segundas oportunidades”, algo que en lo personal he asumido al pie de la letra cuando me presento a un nuevo empleo o cuando visito la casa de una novia por primera vez, pero… ¿tendrá esta frase una segunda interpretación implícita a la que recurrimos en nuestro subconsciente?

Desgraciadamente parece que sí, y lo digo por lo excluyente que en materia de diversidad sexual a veces somos los cubanos, a quienes nos cuesta Dios y ayuda entender que la sociedad se trasforma con cada minuto que trascurre en el tiempo, y que los nuevos conceptos ya sea para bien o para mal, se revierten casi instantáneamente en nuevas y revolucionarias actitudes sociales, de las cuales entre muchas otras, no quedan exentas las conductas homosexuales.

Aceptarlas en la Cuba de hoy está siendo todo un reto. Importantes pasos se han comenzado a dar en los últimos tiempos, y el trabajo del CENESEX sin lugar a dudas ha sido un elemento clave en esta nueva revelación de nuestra sociedad, la que hoy busca su merecido espacio tras muchos años de estar encerrada en el closet víctima de la represión, de las burlas y los abucheos, de la censura intelectual, e incluso tras ser eliminada de todo espacio o sector que supuestamente debía preservar la pureza de una obra que no podía permitirse “semejantes entes” en su generación futura.

Mariela Castro junto a dos activistas gays

Pero la vida, que es sabia y que nunca deja de cobrarnos factura, siempre tiene la última palabra. Por ello, suerte tenemos hoy de poder sentarnos junto a Lennon en un parque, de haber sido testigos de un Silvio omnipresente en cada marcha por el regreso del niño Elián, y de ver como ahora quienes fueron recluidos en los campos de la UMAP, organizan con pleno consentimiento del gobierno jornadas contra-homofóbicas, dictan conferencias a teatro lleno sobre la diversidad sexual,  y publican libremente sus conceptos y formas entender la vida sin cuestionamiento alguno por parte de las autoridades , en fin, que para preocupación de muchos y felicidad de otros, incluso se llenan de lujo ondeando su flamante bandera en compañía nada más y nada menos que de la hija del Presidente.

¡Qué cosas tiene la vida! ¿Verdad?

Carlos Alberto Pérez Benítez

“La Chiringa de Cuba”

Junto a Bobby Ristov, Sultán Kosen y una amiga de la Fundación Cuba-Amor

Crear este blog ha sido, se pudiera decir, una de las mejores iniciativas que he tenido para mi satisfacción personal y profesional. Reconozco que con sus imperfecciones, las que poco a poco seguirán perfilándose por el camino de la corrección de errores, “La Chiringa de Cuba” ha emprendido ya con certeros pasos su camino hacia la madurez como publicación online alternativa.
Ayer fue un día especial para mí, pues en un descuido casi no me percato de que ya La Chiringa sobrevolaba los 10 000 pies de altura, estadística revertida en igual cantidad de entradas al blog desde sus inicios hace solo seis meses atrás. Y si digo especial no es tanto por llegar a la interesante cifra cerrada, pues generalmente no soy de los que trabaja para subir en numeritos y banderitas, sino que la nota más ALTA del día, como si de manos del destino corriera nuestra suerte, la dio precisamente Bobby Ristov, representante de la Fundación Cuba-Amor, quien tuvo la cortesía de invitarme a compartir junto a sus amigos y colegas la compañía de Sultán Kosen, el hombre más ALTO del mundo.
Festejar un acontecimiento así para este blog junto a Kosen fue definitivamente EXTRAORDINARIO. Una sorpresa de la vida o de no sé quién, pero sin lugar a dudas es algo que no podré olvidar jamás.
La invitación fue más allá de lo formal, pues el señor Ristov de manera muy práctica y casi sin que me diera cuenta me integró en su equipo de trabajo haciéndome sentir como uno más de la familia, y después del imprevisto surgido en el Hospital Oncológico de La Habana, donde Cuba-Amor pretendía regalar a los niños enfermos de cáncer un momento especial de gozo y alegría junto a Sultán y varios payasos, nos dirigimos hacia la Casa del Habano a relajar tensiones, un lugar donde Sultán y la familia Ristov siempre han sido muy bien acogidos. (más…)

Comentario dejado al Post “Mi bog y mis razones para defender Cuba” publicado en el sitio Kaosenlared.net

Estimados foristas:

He leído con detenimiento cada uno de los comentarios dejados en esta publicación y como siempre sucede en Kaos, la diversidad de opiniones es la más grata experiencia que nos queda a quienes de alguna que otra manera escribimos o reflejamos nuestras realidades. Agradezco a cada uno de los foristas sus comentarios, incluso hasta los más agresivos, a esos que vaya Ud a saber por qué razón les duele tanto Cuba y quienes la defienden. Solo un consejo al respecto:

Escribir ofensas en letras mayúsculas no hace más que demostrar impotencia y falta de razón en la polémica que se discute. Los ARGUMENTOS,  (siempre bien recibidos), son el plato fuerte de estos foros donde aún sin conocernos y estando o no con Fidel, nos sentimos muy de cerca cada uno de los cubanos que sentimos y queremos una Cuba mejor.

Por desgracia en mi país son pocos los que tienen acceso a Internet, por lo que acceder a http://www.kaosenlared.net y dejar comentarios en sus publicaciones queda en un perfil porcentual muy bajo desde el interior de la isla, elemento del que asumo, se aprovechan muchos detractores  en este sitio que ya tienen como costumbre los enardecidos ataques a todo el que de una forma u otra halague o defienda a Cuba o a los logros de su Revolución.

Hago reflexionar solamente sobre dos cosas:

1-      Pensar diferente no nos hace enemigos, sino todo lo contrario. La polémica y el intercambio de ideas u opiniones es  sin lugar a dudas lo que ayuda a enriquecer las perspectivas a tomar en cuenta cuando de lograr un país verdaderamente justo para todos se trata. El ataque en estos casos queda automáticamente descalificado. (más…)

Foto: Kaloian, de la serie "Cincuenta veces Cuba", tomada de CubaDebate

Por Carlos Alberto Pérez Benítez

Cuba ha demostrado una vez más al mundo que tiene sobradas razones para apostar por su pueblo y especialmente por sus jóvenes. Así lo percibí la pasada noche mientras me propuse observar detenidamente el capítulo “Ciberguerra” de la serie “Razones de Cuba”. Y lo hice con tanto gusto por dos razones: la primera porque siempre serán bienvenidos los argumentos para rebatir y desmentir las tantas calumnias que sobre mi país se propagan a diario a través de la red de redes y los medios de comunicación en general, y la segunda porque desde que tengo un blog, muchos me han acusado de oficialista, de institución presupuestada por el gobierno cubano, o de un títere de la Internet que solo le hace el juego a la “dictadura sangrienta de los hermanos Castro”, argumentos que al parecer de alguna manera reconfortan a quienes no pueden entender que esta Cuba se defienda por amor, de pecho erguido, y sin dinero de por medio.

Miren, ni una cosa ni la otra. Carlos Alberto Pérez es simplemente Carlitos, un joven comunicador y periodista que decidió abrirse un nuevo camino de expresión gracias a las nuevas tecnologías, y que por cuestiones de la misma vorágine de trabajo en sus tiempos libres actualiza como puede y cuando puede su blog en Internet. No hay detrás de mí un funcionario del Departamento de la Seguridad del Estado ni mucho menos un manual de instrucciones que me indique lo que debo publicar, o que interés informativo debo seguir. Para nosotros, los verdaderos blogueros cubanos, simplemente NO FUNCIONA ASÍ. (más…)